Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Hubo pelea entre Cambiemos y el FpV y el Parlasur no echó a López

El ex funcionario detenido no fue expulsado ni suspendido. En la asamblea del 11 de julio se debatirá su salida. Se votó una declaración de censura

Por la pelea entre quien arrojaba la primera piedra, al final el Parlasur no expulsó de sus filas al detenido José López. De esta manera se dio la insólita situación de un kirchnerismo, que lo echó de su bloque, impulsando su salida mientras legisladores de Cambiemos, encabezados por Mariana Zuvic, la primera en reclamar su banca, terminaron beneficiando (temporariamente) con su abstención al ex Secretario de Obras Públicas.

Como eran necesarios los dos tercios de los votos del recinto, la expulsión reclamada por sus compañeros de la bancada del FpV-PJ, por "falta de decoro" según los artículos 29 y 30 del reglamento interno, el resultado del tablero (82 votos positivos, 11 abstenciones y dos negativos, sin alcanzar los 92 requeridos) mantuvo al parladiputado en su cargo. De manera virtual: apresado in fraganti revoleando u$s 9 millones al interior de un monasterio, el ex funcionario K continúa en la cárcel de Ezeiza. En cambio, el Parlasur emitió una declaración de censura "al vergonzoso proceder de inconducta en la que notoriamente ha incurrido" López.

"No ha sido aprobada la solicitud de expulsión", ratificó el presidente del Parlasur, Jorge Taiana. Tampoco prosperó una segunda moción para suspender en el cargo a López. Representantes de Brasil y Uruguay alegaron, al argumentar su voto negativo, que no estaban dadas las mínimas garantías legales de defensa y derecho. No obstante, el futuro de López en el organismo tiene los días contados: el próximo plenario, que se realizará el 11 de julio en Montevideo, definirá su situación previo debate en comisión.
El recinto del Mercosur se pareció ayer al Congreso nacional, con el ex ministro Agustín Rossi (FpV-PJ) acusando a Zuvic y a su jefa política, Elisa Carrió, de comandar una "fuerza paraestatal". "¿Quién es Zuvic para investigarme? ¿Quién apoya sus investigaciones? ¿El servicio de inteligencia?", se preguntó el ex titular de Defensa.

La representante massista Fernanda Gil Lozano manifestó su decepción tras la votación. En la misma línea, la parladiputada radical, muy crítica a sus compañeros de Cambiemos, María Luisa Storani afirmó durante su discurso: "Es un duro golpe a la lucha contra la corrupción. Estoy indignada". No obstante, bajando los decibeles en sus diferencias, luego se mostró esperanzada de que en la próxima sesión López sea expulsado.

"Queremos saber la responsabilidad de todos los del FpV que están sentados en el Parlamento del Mercosur", despotricó Zuvic, al justificar su abstención. "Intentaron (por el kirchnerismo), sabiendo que no había quórum, avanzar con la propuesta de expulsión", argumentó. "Fue pour la gallerie", añadió, en radio Mitre. "Esto será girado a la comisión de asuntos internos y ahí no van a poder hacer trampa como lo han hecho hasta ahora", concluyó la santacruceña.

Lo cierto es que, si bien luego se plegó el FpV, Zuvic fue de las primeras en reclamar la expulsión de López, apenas se conoció su detención. Anteayer, el kirchnerismo sorprendió a propios y ajenos al echarlo de sus filas en reunión de bloque. Aprovechando el feriado, fue una manera de adelantarse a la jugada de Cambiemos.

Si avanza la expulsión del ex funcionario, asumiría esa banca su suplente en las boletas tucumanas del año pasado del FpV: el joven Tulio Caponio, sobrino del apoderado del PJ provincial, Marcelo Caponio, un dirigente de la cantera del ex gobernador José Alperovich.