U$D

DÓLAR
/
MERVAL

Gobernadores piden equidad y reclaman traspaso de servicios a la Ciudad y a la Provincia

Schiaretti, Lifschitz y Bordet volvieron a pedir pasar Aysa, Edenor y Edesur y equiparar subsidios. Aseguran que acompañarán "si no ganan siempre los mismos"

Gobernadores piden equidad y reclaman traspaso de servicios a la Ciudad y a la Provincia

La reunión en Casa Rosada y el silencio posterior presagiaba el nuevo rol que parece estar asumiendo el gobernador de Córdoba Juan Schiaretti.

 

El primer mandatario provincial que se reunión con el presidente Mauricio Macri post acuerdo con el FMI decidió profundizar y articular las críticas de los jefes de los estados subnacionales a la administración Cambiemos.

El gobernadores recibió ayer a sus pares de la región centro, los gobernadores Miguel Lifschitz de Santa Fe y Gustavo Bordet de Entre Ríos con quienes, bajo el paraguas del cierre de la XIII Reunión Institucional de esa zona del país conversaron sobre tomar una posición conjunta de cara a los pedidos de la Casa Rosada en la previa al ajuste que exige el FMI.

El "gringo", que estuvo un día antes con Alberto Rodríguez Saá; se erige como portavoz y endurece el discurso y el accionar.

Sin datos precisos pero con el creciente rumor de menos obra pública y giros discrecionales que implicarían una reducción de poco más de $ 26.000 millones para los estados subnacionales, comienza a escalar en la discusión. Mientras arma un proyecto para que el aguinaldo no pague ganancias, algo que el Ejecutivo ya adelantó que no iba a suceder, públicamente vuelve a plantear las diferencias con el compromiso que tomó Macri con FMI y reiteró lo que le dijo en el despacho presidencial hace unos días pidiendo fin de subsidios a tarifas a la Ciudad y la provincia de Buenos Aires

En la red social twitter, el mandatario mediterráneo aseguró que la Región Centro "contribuirá a mejorar y desarrollarnos como país" pero para que eso suceda pidió "equidad" y que todas las provincias "tienen que estar en igualdad de condiciones. Para eso hay que traspasarle AYSA, Edenor y Edesur a Capital Federal y a la provincia de Buenos Aires. También eliminar o igualar el subsidio al transporte público. Por eso ratificamos la necesidad de una Argentina federal, que debe dejar atrás el centralismo en los servicios y en infraestructura".

Minutos antes de que compartieran un escenario, Bordet, Lifschitz y Schiaretti se reunieron para empezar a darle contenido a esa articulación que busca la región de cara a la discusión por el Presupuesto 2019.

"Nosotros no fuimos los que fuimos a pedir un crédito al FMI, sin embargo, estamos dispuestos a acompañar y ayudar a reducir el déficit fiscal. Queremos ser parte de la solución, pero queremos equidad. No nos pidan a nosotros que actuemos, que vayamos a las fotos, que hagamos declaraciones públicas; cuando entre todos les pagamos la Justicia a la Ciudad de Buenos Aires, cuando el 72% de los subsidios al transporte de todos los argentinos se concentran en el área metropolitana", explicó a El Cronista una fuente cercana a los gobernadores.

"Cuando Edenor y Edesur dejen de concentrar la mayoría de los subsidios en detrimento de las provincias, ahí vamos a ser parte de la solución. Pero si es para que ganen los mismo de siempre no".

La postura de estos gobernadores se extiende entre sus colegas que mientras el Ejecutivo "nos pide señales de apoyo" siguen a la espera de detalles del acuerdo con FMI "porque hasta ahora no sabemos más de lo que se publicó".

Así, mientras el gobernador y circunstancial aliado Juan Manuel Urtubey ni el "díscolo", el tucumano Juan Manzur aseguran que aún no tienen ni datos de lo que implica el acuerdo con el FMI ni invitación para un encuentro, en Balcarce 50 insisten con que conversarán con todos y seguirán adelante con las reuniones bilaterales.

Más notas de tu interés

Comentarios1
Emilio Gaviria
Emilio Gaviria 14/06/2018 09:53:21

De acuerdo, las provincias no deben cargar con los subsidios para quienes vivimos en la capital. Del mismo modo que el aborto libre no tiene que ser pagado por todos los habitantes.