Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Gesto de Argentina en el caso Apablaza

El Gobierno ofreció en la Comisión Interamericana de Derechos Humanas (CIDH) abrir "un espacio de diálogo" para llegar a una "solución amistosa" respecto al asilo político que otorgó Cristina Fernández al ex guerrillero chileno Galvarino Apablaza. El caso es de alto impacto en Chile, a tal punto que el presidente Mauricio Macri prometió "revisar" la situación del acusado por su presunta participación en el asesinato del ex senador de la pinochetista Unión Democrática Independiente (UDI) Jaime Guzmán, en 1991. El Gobierno dio la primera señal el miércoles, cuando respondió a la presentación que hizo la UDI y la familia de Guzmán ante la CIDH en 2012, luego de que Cristina Fernández le brindara asilo a Apablaza. En el escrito abrió "un espacio de diálogo", pero por el otro agregó: "Sin que ello pueda interpretarse como un reconocimiento de los hechos ni de los derechos invocados en la petición". En la Cancillería están muy celosos de que no se interprete como un guiño a la extradición. "Es un tema complejo que va a tardar meses en definirse", agregó una alta fuente de la Casa Rosada. Una muestra de esa indefinición se dio el mismo miércoles. La Casa Rosada apeló a un fallo del juzgado 1 en lo Contencioso Administrativo que había acogido los argumentos del Estado chileno para impugnar el estatus de refugiado político de Apablaza.