Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Argentina firmó un acuerdo de u$s 4653 millones con los buitres y se prepara para salir del default

Lo anunció el mediador Daniel Pollack. Es con NML, el fondo de Paul Singer, y otros tres de los acreedores más duros. Los holdouts se comprometieron a no interferir cuando Argentina busque fondos en los mercados internacionales. Aún queda pendiente el levantamiento de la ley cerrojo. El pago debe hacerse en efectivo a más tardar el 14 de abril.

Argentina firmó un acuerdo de u$s 4653 millones con los buitres y se prepara para salir del default

El “special master” Daniel Pollack, designado por el juez de Nueva York Thomas Griesa para mediar en una solución en el conflicto entre la Argentina y los holdouts, confirmó hoy la firma de un principio de acuerdo con NML, el fondo de Paul Singer, y el resto de los acreedores más duros en la negociación por un total de 4653 millones de dólares que pondría fin al default que ya lleva 15 años.

“Con gran placer anuncio que la batalla legal de 15 años entre la Argentina y Elliot Mangement (del que depende NML), de Paul Singer, se encamina a ser resuelta”, anunció esta mañana Pollack.

“Anoche, las partes firmaron un principio de acuerdo tras tres meses de intensas negociaciones contrarreloj bajo mi supervisión. De consumarse, pagará a NML, el fondo de Elliot, y varios otros fondos que demandaron junto a NML un total de u$s 4653 millones para poner fin a todas las demandas, tanto en el juzgado del Distrito Sur de Nueva Yoprk como en el resto del mundo”, añade el comunicado de Pollack.

Poco más tarde, el mediador aclaró que el pago debe hacerse en efectivo a más tardar el 14 de abril y que si eso no se logra, el acuerdo se cae.


Más información: texto completo del comunicado de Pollack (en inglés)


Según describió, el acuerdo pagaría a los fondos NML, Aurelius, Davidson Kempner y Bracebridge Capital “el 75% de sus juicios completos, incluyendo capital e intereses, más un pago para resolver los reclamos fuera del Distrito Sur de Nueva York y ciertos honorarios y gastos legales” que se sumaron “durante un período de 15 años”.

Puntualizó que, junto con los anteriores, resuelve el 85% del total de reclamos, incluyendo los originales y los de los “me-too”, y que seguirá trabajando tanto con respecto a los acuerdos ya alcanzados como para buscar que se resuelvan el resto de las demandas. 

El mediador calificó al acuerdo como “un paso gigante”, aunque resaltó que “no es el paso final”, ya que el principio de acuerdo aún quedará pendiente de la aprobación del Congreso” argentino, que también debe “levantar la Ley Cerrojo y de Pago Soberano aprobada por una administración anterior y que prohibía un acuerdo como éste”.

El mismo comunicado de Pollack menciona las intenciones del gobierno de Mauricio Macri de financiarse en los mercados financieros globales para pagar el acuerdo. Y especifica que “los cuatro acreedores holdouts que firmaron el principio de acuerdo acordaron no intervenir de de ningún modo” en la búsqueda de financiamiento.


Más información: el impacto de la noticia en la bolsa


El “special master” destacó asimismo que, tras el pago, se habrá puesto fin al default, que las partes se comprometieron a cooperar y que “todos los pasos necesarios se pueden tomar en un período de seis semanas”.

“Hay muchas personas que han dedicado incontables horas y talento para hacer posible este acuerdo. La más importante de ellas es Griesa (…) Otros que tienen derecho a un crédito son el presidente Mauricio Macri, que inmediatamente después de su elección en noviembre se dispuso a cambiar el curso negativo que la República ha mantenido en este litigio, y su secretario de Hacienda, Luis Caputo, que encabezó la delegación que se reunió conmigo en mi calidad de ‘special master’ y con los holdouts con paciencia, buena voluntad y la inteligencia”, elogió Pollack, que también destacó el trabajo del jefe de Gabinete, Marcos Peña; el ministro de Hacienda, Alfonso Prat-Gay; el subsecretario de Hacienda, Santiago Bausili, y el vicejefe de Gabinete, Mario Quintana. “La corrección del curso que llevaba la Argentina fue cuanto menos heroica”.

“Por el lado de los fondos de inversión, Paul Singer fue la figura central que se involucró intensamente conmigo a lo largo de las últimas semanas, en nombre de los holdouts. Fue un negociador duro pero justo. Su segundo al mando, Jon Pollock, también hizo una contribución clave para el éxito de las negociaciones. Todos los directores de alto nivel de los fondos de demostraron gran talento”, añadió.

El comunicado de Pollack concluye con una reflexión que busca asentar que todos tuvieron que ceder algo: “Ninguna de las partes en un acuerdo consigue todo lo que busca. Un acuerdo es, por definición, un compromiso y, por suerte, las dos partes en esta diferencia épica finalmente vieron la necesidad de un compromiso, y lo han hecho”.