Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Este mes hubo un 20% menos de cortes de luz que en diciembre pasado

Las empresas del sector destacan como factores que ayudaron al clima, el aumento de las tarifas, las campañas de concientización y las inversiones, sobre todo, en mantenimiento

Las eléctricas celebran que menos usuarios se quedaron sin servicio

Las eléctricas celebran que menos usuarios se quedaron sin servicio

El año cierra con una preocupación menos para las empresas eléctricas e, incluso, para el Gobierno. Con mucha cautela, los actores del sector energético celebran que en los días transcurridos del mes tuvieron un 20% menos de cortes de luz que en diciembre de 2015, según Edesur.

De esta forma, las pantallas de televisión no muestran vecinos afectados –un clásico de diciembre en los últimos años–, sino que se ocupan de los cambios en el Gabinete, de la inseguridad y de casos judiciales.

Desde Edesur detalló que tuvieron 20% menos de cortes de energía eléctrica que en el mismo mes del año anterior, y con menor extensión horaria. "Está claro que este diciembre fue mejor que los dos anteriores. Planificamos obras críticas para abastecer a barrios que crecieron mucho, como Caballito, Villa Crespo y Almagro e invertimos $ 2700 millones en 2016", aseguraron, y reconocieron que el clima "ayudó un poco" y que la gente "cuidó la energía por las tarifas, ya que en 2015 las facturas promediaban $ 100 por bimestre y ahora son de $ 250 mensuales para el 70% de los clientes residenciales". Anoche, la empresa tuvo 10.000 usuarios sin suministro.

Desde el lado de Edenor, en cambio, no precisaron datos, pero dijeron que ni en el verano anterior ni en lo que va de este mes tuvieron cortes asociados a una ola de calor. Asimismo, coinciden en destacar las inversiones ($ 3100 millones en 2016) y los factores climáticos y tarifarios. "El verano está comportándose, así como impacta la acción psicológica de la adecuación tarifaria, ya que no se derrocha más la energía. Antes era casi gratuita y no se cuidaba", afirmó Eduardo Mirabelli, vocero de la compañía.

En el sector reconocen también que el Gobierno adelantó las tareas de mantenimiento de varias usinas termoeléctricas en el área de generación. Valoran el efecto disciplinador del aumento en las tarifas y el consecuente cambio de conducta de la población pero, sobre todo, un factor que escapa de su alcance: el climático. Es que, a diferencia de años anteriores, ahora no hubo ola de calor y eso, más que otra cosa, tracciona hacia abajo la demanda.

El viernes pasado la subsecretaria de Ahorro y Eficiencia Energética, Andrea Heins, envió una nota a los edificios públicos en la que insiste en establecer el aire acondicionado en 24 grados y les solicita "finalizar las actividades a las 18", "apagar los equipos de computación" e incluso "realizar la limpieza con luz natural".

Por otro lado, la secretaría de Energía Eléctrica, a cargo Alejandro Sruoga, ya trabaja un plan de obras que permitirá mejorar la capacidad del sistema de transporte eléctrico y abastecer, sin cortes, la creciente demanda, reveló el portal El Inversor Online. Será a través de la construcción de centrales termoeléctricas y plantas de energías renovables.

Las obras, que se anunciarían en los próximos meses, implican inversiones por 10.000 millones de dólares a desembolsarse en los siguientes diez años y se concentran, principalmente, en la provincia de Buenos Aires, pero también en Mendoza, San Juan, La Rioja y la Patagonia. Pese a que no hay confirmación oficial, el subsecretario de Coordinación de Política Tarifaria, Andrés Chambouleyron, retwitteó ayer esa nota.