Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Energía renovable: grandes consumidores podrán comprarla a Cammesa

Energía renovable: grandes consumidores podrán comprarla a Cammesa

La reglamentación de la Ley de Energía Renovable sería publicada a más tardar el próximo martes y aseguraría que, a diferencia de otros países, la energía eólica y la solar no tengan que competir entre sí, sino que el Gobierno convocará a subastas específicas.


En el mercado, calculan que es esperable que en los próximos dos años se inviertan al menos entre u$s 650 millones y u$s 800 millones en proyectos de energía renovable.


La primera subasta tendría lugar en junio y la que se llevará más megavatios será la energía eólica, porque es la que tiene proyectos en mayor estado de desarrollo, incluso con estudios de impacto ambiental aprobado, y esto aseguraría al Gobierno que esa energía estará cuanto antes en operación.


"La descripción de cómo se reglamentará la Ley 27.191 ayudará a dar un marco cierto al desarrollo de la energía renovable en Argentina", comentó Marcelo Lando, de Eternum Energy. El punto en el que se apoya todo el proyecto es la obligación de los grandes consumidores de energía, con más de 300 kilovatios, de consumir 8% de energías renovables desde 2017, añadió Lando.


La reglamentación establecerá que no será imprescindible que estos grandes consumidores salgan a armar sus propios proyectos de energía renovable para cumplir con la ley, sino que podrán comprar su 8% específico en un paquete a la mayorista Cammesa. Esto obligará a Cammesa a contar también con la suficiente energía renovable. De todos modos, grandes metalúrgicas, siderúrgicas e industrias químicas se hayan evaluando si les conviene más ser el agente que se procure el 8% de energía renovable con un proyecto propio, comentó Lando.


La ley establece un precio máximo de u$s 113 por megavatio hora para la energía renovable. Otro punto que es que no habrá un valor tarifario diferenciado por hora, y esto hace que la energía solar sea menos competitiva, por lo que estaría bajando fuertemente su precio en el mercado. Landó comentó que en todos los países el desarrollo de la energía renovable empezó por la eólica y recién en territorios de punta, como California, que ya diferencia los precios según el horario, la solar toma el primer lugar. El Gobierno, no obstante, quiere que se desarrolle también la energía solar en el país.


La ley da algunos beneficios fiscales a estos proyectos, como amortización anticipada en el Impuesto a las Ganancias, devolución de IVA y ventajas por uso de componentes locales. Sin embargo, Landó precisó que "antes en el mundo lo que movía la energía renovable eran los subsidios, pero con la baja dramática del costo del equipamiento, lo que determina las energía renovables es la calidad del recurso, y en Argentina, será ese 8% obligatorio para los grandes consumidores desde 2017".


Las subastas separadas de energía eólica y solar "despejarán dudas para los inversores extranjeros que se han mostrado interesados en participar del mercado de la energía renovable en Argentina. Muchos de ellos, en búsqueda de mercados nuevos ya que la competencia por proyectos de energía renovable en otros países ya no ofrecen retornos tan atractivos", dijo Lando.


En 2006 se hizo un intento de promover las energías renovables que fracasó, pero la nueva ley incluye sanciones.