Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

En medio de críticas a Malcorra, Carrió convoca a diputados por Malvinas

La aliada oficialista aparece como la principal voz crítica a la política del Gobierno sobre las Islas. Pretende enfatizar que el Congreso es "insoslayable"

Malcorra habló ayer desde EE.UU. y rechazó las críticas

Malcorra habló ayer desde EE.UU. y rechazó las críticas

Mientras se suceden las críticas de todo el arco político al comunicado conjunto que firmaron la canciller Susana Malcorra y su par británico, Alan Duncan; la diputada oficialista Elisa Carrió será quien ofrezca el primer ámbito institucional para los cuestionamientos a la ministra. Sin demoras, la fundadora de la Coalición Cívica convocó para mañana al mediodía a la comisión de Relaciones Exteriores, que preside, para tratar cinco proyectos que expresan preocupación o repudio a la decisión de la canciller. Uno de ellos, presentado por la propia Carrió ayer, enfatiza además que el rol del Congreso en la discusión sobre Malvinas es "insoslayable".

En el interbloque oficialista, son los aliados radicales y de la Coalición Cívica los más molestos con Malcorra. Ambos espacios expresaron ya sus críticas en público y pretenden reunirse con la funcionaria en cuanto regrese de Nueva York, adonde acompaña al presidente Mauricio Macri en el marco de la cumbre anual de la Organización de Naciones Unidas (ONU). En principio, lo que los aliados oficialistas reclamaron fue que la canciller concurra al Congreso a informar sobre el acuerdo con Gran Bretaña; pero además, antes de ese encuentro, quieren hablar con ella en privado dado que tienen objeciones "de fondo" al acuerdo, según aseguran en la UCR.

Ayer, desde Estados Unidos, Malcorra salió al cruce de las críticas. "Me parece que no se ha leído la declaración en toda su magnitud. No es un acuerdo, es una declaración conjunta firmada con el vicecanciller Duncan, en el marco del Foro Empresarial, y en paralelo tuvimos una reunión de trabajo bilateral. Allí avanzamos en las cuestiones que ya habían discutido en su momento el ex primer ministro (David) Cameron y el presidente Macri", en diálogo con radio Continental. Incluso consideró que el texto contiene un logro "central" para la política argentina. "Haber logrado, en una declaración conjunta, que ambas partes reconozcamos que el tema de la soberanía es parte de nuestra discusión es central, porque últimamente en el Comité de Descolonización (de la ONU) la posición ha sido volver a la cuestión del derecho de los habitantes de las Malvinas y salirse del tema de la soberanía", aseguró.

Sin embargo, sus aliados políticos no lo ven así. Carrió convocó a Relaciones Exteriores mañana a las 12 para analizar "las decisiones que ha adoptado el Poder Ejecutivo referidas a la relación bilateral con el Reino Unido, y en particular las vinculadas con la cuestión Malvinas". Fue por pedido del kirchnerista Guillermo Carmona.

El cuerpo debatirá un proyecto para expresar repudio por el comunicado, firmado por las kirchneristas Nilda Garré y Carolina Gaillard; otro para reafirmar "la legítima e imprescriptible" soberanía sobre las Islas, presentado por Carrió; otro para repudiar las declaraciones de Malcorra al diario inglés Financial Times, presentado por una decena de diputados del PJ-Frente para la Victoria; otro del jujeño Guillermo Snopek, del bloque Justicialista, para expresar preocupación porque las Islas aparecen mencionadas como Falklands en una revista distribuida en los vuelos de Aerolíneas y Austral. Y un último, otra vez de Carrió, para "declarar el rol insoslayable del Congreso en la adopción de medidas de política exterior, puntualmente en materia de pesca, hidrocarburos, navegación y aquellas que afecten la reafirmación permanente de la legítima e imprescriptible soberanía sobre las Islas".


"No quiero que me sellen el pasaporte"

El presidente provisional del Senado, Federico Pinedo se sumó a las declaraciones oficiales para aclarar que no se firmó un acuerdo sino un comunicado conjunto con el Reino Unido. Además, afirmó que en su caso no quiere viajar a las Islas Malvinas para que los "ingleses" le sellen el pasaporte.

"No quiero viajar (a Malvinas) para que los ingleses me sellen el pasaporte, no me gusta que me hagan eso para ir a tierra que considero argentina... No me gusta, es como si fuera a Santiago del Estero y me ponga un sello un país extranjero", destacó.

Sin embargo, aclaró que "si tuviera que ir como parte de la solución definitivamente iría" a las Islas.

"Con Gran Bretaña lo que vamos a hacer es construir valor en conjunto en la medida que podamos, en lugar de destruir valor en el Atlántico Sur todo tipo de actividades", enfatizó Pinedo. Y evaluó que "definitivamente hablar hay que hablar".