Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

En la Rosada no descartan tener que subsidiar el Fútbol para Todos en 2017

La crisis en la AFA y la falta de un privado que se haga cargo del costo del producto obligan al Ejecutivo a analizar su continuidad. Los pros y contras de la decisión ante un año electoral

En la Rosada no descartan tener que subsidiar el Fútbol para Todos en 2017

El Gobierno no descarta tener que seguir subsidiando el Fútbol para Todos en 2017. Así se lo comentaron a El Cronista fuentes oficiales, que remarcaron que si bien la intención del Ejecutivo es desprenderse del programa estatal que creó el kirchnerismo en 2009, la crítica situación por la que atraviesa la Asociación del Fútbol Argentino puede obligar a darle continuidad durante el año que viene, a la espera de que el producto se licite y surja un privado que desembolse los fondos necesarios para garantizar las transmisiones televisivas del fútbol.
Ayer, a través del Boletín Oficial, se informó el envío de $ 550 millones desde la Secretaría General de Presidencia de la Nación a la AFA para cumplir con las tres cuotas que restan pagar por el presupuesto de este año: $ 275 millones de septiembre y $ 137,5 millones correspondientes a octubre y noviembre. Así, el Ejecutivo habrá desembolsado un global de $ 1611 millones en el año para garantizar la gratuidad de las transmisiones de los partidos de fútbol, programa que desde que fue creado a mediados de 2009 generó un gasto superior a los $ 8000 millones.


En Casa Rosada destacan que el gasto en el programa se redujo un 17% en relación al presupuesto de $ 1894 millones que había fijado el kirchnerismo a finales de 2015. Y apuntan que, si se toman en cuenta los ingresos por $ 400 millones que reportaron los contratos firmados con los canales que los transmiten y por sponsors y la venta de estática, la erogación final que hizo el Estado fue de poco más de $ 1200 millones.


No obstante, en el Gobierno consideran al FPT un gasto heredado, casi imposible de hacer sustentable y por eso plantearon desde hace varios meses que no continuarán subsidiándolo en 2017. Sin embargo, el escenario se complicó a raíz de la crisis en AFA, con clubes en aprietos financieros constantes y con la Primera B Nacional en paro, justamente, en reclamo a mejores ingresos.


Ese contexto obliga al Ejecutivo a no descartar que el año que viene deban seguir destinando fondos al programa. Al menos, argumentan, podrían hacerse cargo del primer semestre, ya que la temporada oficial de fútbol se extiende hasta mayo y los contratos con los canales y la petrolera Axion, el principal sponsor, están firmados hasta esa fecha. "Es una posibilidad", se sinceran fuentes consultadas, aunque sostienen que la idea es que en diciembre, con la AFA más ordenada, se licite el producto y se haga cargo un privado. La estadounidense Turner pica en punta en ese sentido, pero nunca se consolidó una oferta formal a la AFA, que espera cobrar unos $ 3000 millones por año.


Si el Ejecutivo tuviera que continuar pagando el Fútbol para Todos el año que viene, debería reformular el proyecto de presupuesto que acaba de presentar en el Congreso, en el cual el programa no fue incluido. En el Gobierno creen que no sería un problema hacerlo "sobre la hora". La duda principal pasa por saber qué opinará en un año electoral el votante sobre el tema. Si será más "piantavoto" seguir manteniendo con fondos estatales el controvertido programa o, de no hacerlo, poner en riesgo el arranque del depor te que más pasión genera.