Empresario fue condenado a dos años de prisión por retener Ingresos Brutos

La investigación logró probar el faltante de casi $ 600.000 de impuestos, en una recaudación que durante dos años alcanzó los $ 31 millones.

Un empresario de la industria de la alimentación fue condenado a dos años de prisión en suspenso por retener parte de los impuestos correspondientes a Ingresos Brutos, informó hoy la Fiscalía de la Ciudad de Buenos Aires.

Según publica la agencia NA, se trata de la primera condena por apropiación indebida de tributos que se realiza luego del blanqueo de capitales que el Gobierno nacional realizó en 2016.

La Fiscalía detalló que el contribuyente oficiaba como agente de recaudación: asumía la función de recaudar el impuesto correspondiente a su facturación, y de depositarlo. Sin embargo, la investigación logró probar el faltante de casi $ 600.000 de impuestos, en una recaudación que durante dos años alcanzó los $ 31 millones.

Al probarse que el empresario tenía capacidad económica financiera para depositar las retenciones y percepciones efectuadas con respecto al impuesto sobre Ingresos Brutos, se le imputó el delito de apropiación indebida de tributos.

El mismo está previsto en el artículo 6° de la Ley Penal Tributaria, y establece penas de dos a seis años de prisión.

El empresario reconoció ante la jueza Carla Cavaliere (a cargo del Juzgado Penal, Contravencional y de Faltas N°3 de la Ciudad) el haberse apropiado de la suma de $ 557.928,45 correspondiente a Ingresos Brutos, por lo cual se estableció una pena de dos años de prisión en suspenso.

 La Fiscalía explicó que a esta condena penal se le suma la correspondiente investigación administrativa, que definirá  el resarcimiento de la suma retenida. 

La investigación surgió de una denuncia realizada por la Administración Gubernamental de Ingresos Públicos de la Ciudad (AGIP), y fue llevada a cabo por Cristian Longobardi, Fiscal Coordinador de la Unidad Fiscal Sur de la Ciudad.

Tags relacionados

Más de Economía y Política