Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

El pico de inflación y de recesión quedó atrás

Durante el primer semestre el ciclo económico reflejó a pleno los costos asociados al intento de corregir algunas de las distorsiones heredadas. Sin entrar a discutir las formas, el salto cambiario a la salida del cepo y el reajuste tarifario impactaron en forma directa sobre la inflación y en forma indirecta sobre el consumo y el crecimiento en general, en un contexto donde la reacción de la inversión se demoró. La erosión de los salarios por la duplicación en el ritmo de aumento en los precios, con paritarias que llegaron tarde, el parate a la obra pública frente a las dificultades para encarrilar la situación recibida y el apretón monetario en marzo aceleraron la caída de la actividad. El pico de la inflación y de la recesión se concentró en el segundo trimestre cuando estos factores operaron a pleno. En el medio la apertura de la cuenta capital, luego del exitoso arreglo con los holdouts, brindó aire a la política económica, situación que se reflejó en los precios de activos locales y la presión hacia la apreciación cambiaria.
De cara al segundo semestre, los tres factores mencionados tienden a mejorar: si bien no se recuperan plenamente, los salarios le van a ganar a una inflación que se desacelera ya sin aumentos tarifarios y con un dólar que en el margen empieza a funcionar como semiancla; la obra pública empieza a reactivarse y la política monetaria tiende a ser menos contractiva. Sin embargo, esta mejora contra el segundo trimestre no se va a ver reflejada en la comparación interanual ni en la inflación ni en el crecimiento hasta los primeros meses de 2017. La historia del segundo semestre va a depender de cuál sea el énfasis de quién la cuente.