Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

El PRO logró aprobar la nueva Illia y estará en 2018

El PRO logró aprobar la nueva Illia y estará en 2018

La Legislatura porteña aprobó la construcción de una nueva traza de la autopista Illia en la zona de Retiro, desde la actual estación de peaje hasta el empalme con la avenida 9 de Julio, a fin de permitir la integración de las villas 31 y 31 bis, hasta hoy divididas por esa autovía.

El texto consensuado logró el voto favorable de 35 legisladores del PRO, la Coalición Cívica y Confianza Pública, y el rechazo del FpV, el peronismo, Suma+, la izquierda y otras fuerzas que reclamaron la urbanización barrial antes que la obra vial, que estará lista en 2018.

La ley prevé convertir el tramo de 1300 metros que caerá en desuso en un gran espacio verde en altura. En tanto, la nueva arteria de 1900 metros, a cargo de AUSA, tendrá tres carriles por mano, dos puentes y otros detalles de infraestructura que costarán $ 2000 millones.

La nueva Illia pasará por encima de la avenida Brigadier Juan Facundo Quiroga y bordeará el Parque Thays, el Centro de Exposiciones y la Facultad de Derecho hasta unirse con la traza actual a la altura del peaje. Por estas obras, se estima que unas 100 familias de las manzanas 12 y 104 serán afectadas. Si bien la norma dispone que el gobierno porteño garantizará una solución habitacional a estas familias, voces del barrio hicieron saber en las audiencias previas que no tenían confirmado su nuevo destino.

En la misma sesión, el parlamento aprobó la remodelación del autódromo Juan y Oscar Gálvez y la instalación en dicho predio de establecimientos relacionados con el automovilismo y la educación vial, y agencias de turismo, bares, bancos, garages y estaciones de servicio y otros comercios.

También se hizo ley la creación de un parque en terrenos linderos a la estación de Once, el apoyo financiero a las milongas y dos normas para erradicar el hostigamiento escolar y el acoso físico o verbal.

Sin los votos para hacerlo ley, el PRO desistió de tratar el proyecto de restricción al tránsito vehicular en el macrocentro. La propuesta será llevada al recinto el próximo jueves, aunque con cambios sustanciales: la veda vehicular se iniciaría en abril de 2018 y no contemplaría al barrio de San Telmo.