Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

El Gobierno tuvo que volver a rendir cuentas por el escándalo de Panamá

El jefe de Gabinete salió a responder por las sociedades offshore en las que figura el mandatario. "Estamos tranquilos", dijo. Hubo alivio tras la detención de Lázaro Báez

Junto a Bullrich y Garavano, Peña dio una conferencia de prensa y tuvo que responder preguntas sobre el caso

Junto a Bullrich y Garavano, Peña dio una conferencia de prensa y tuvo que responder preguntas sobre el caso

El Gobierno tuvo que volver a dar explicaciones por el escándalo de los ‘Papeles de Panamá’, una investigación periodística mundial que menciona al presidente Mauricio Macri como director de dos dos sociedades offshore en ese país. El jefe de Gabinete, Marcos Peña, fue el encargado de defender mandatario en una conferencia de prensa en la que aseguró que "no hay nada que ocultar". Recién por la tarde, el oficialismo respiró aliviado al ver que la atención pública se enfocaba en la detención del empresario K, Lázaro Báez.

Tras la reunión de gabinete que encabezó, la Casa Rosada decidió continuar con la agenda preestablecida y mantener a Macri más lejos posible de la polémica por las offshore. El Gobierno insistió con que el caso "no afecta al oficialismo" y que "no hubo nada ilegal". El Presidente había rechazado el lunes en una entrevista con medios cordobeses haber cometido una ilegalidad. Pero ante la presión de las redes sociales en pos de explicaciones, se resolvió que Peña hable con la prensa.

A media mañana, mientras el escándalo se mantenía en la cabeza de todos los portales periodísticos, el jefe de Gabinete bajó con la excusa de presentar las iniciativas que enviarán al Congreso en torno a la seguridad, acompañado por el ministro de Justicia, Germán Garavano, y su par de Seguridad, Patricia Bullrich. Pero a la hora de las preguntas, el tema de la filtración de documentos panameños fue inevitable.

El jefe de Gabinete consideró que no implica un acto de corrupción y remarcó que Macri "ha declarado" sus bienes "siempre". "Es una sociedad que no tiene capital, ni movimiento de plata... Sin activos, es una empresa del padre (Franco Macri) que declaró ante la AFIP", expresó Peña, en alusión a Fleg Trading Ltd, que estuvo activa entre 1998 y 2009. De hecho, el Gobierno difundió en privado a los periodistas la declaración jurada del empresario. En la misma rueda de prensa, Peña sentenció que la empresa Fleg Trading Ltd. "es el mismo caso" que la segunda, en alusión a la empresa Kamegusha S.A., que abrió Franco Macri en el año 1981, cuando el Presidente tenía 22 años.

Unas horas después, Macri desembarcó en Córdoba para visitar una planta automotriz de FIAT y eludió referirse al escándalo del Panamá Papers. Más tarde, el Presidente se sumó al Foro Nacional de Intendentes radicales que se desarrolló en Río Ceballos y al ingresar no pudo evitar la polémica por las dos sociedades offshore en las que figura como director. Ante la prensa sólo respondió que está "muy lejos de un ilícito" y ratificó que se siente "tranquilo". Luego, mantuvo su agenda y ya en la Casa Rosada recibió a senadores nacionales de todos los bloques, en una reunión que tuvo como tema central la preocupación por la situación económica.

Con todo, ayer trascendieron otras empresas offshore que integran referentes del PRO. El intendente de Vicente López , Jorge Macri, figura en el directorio de Latium Investments INC. También aparece involucrado el intendente de Lanús, Néstor Grindetti, quien tenía el poder para manejar la sociedad offshore registrada en Panamá Mercier International y una cuenta bancaria en Suiza, mientras era ministro de Hacienda porteño. El actual intendente hasta ahora mantuvo silencio. "Los abogados eligieron la estrategia de que no hable pero él se muere de ganas de salir a explicar. No cometió ningún delito", aseguran cerca de Grindetti. Sin embargo, el ex ministro porteño está complicado por las denuncias de Elisa Carrió y Margarita Stolbizer.

En tanto, luego de que se publicara en distintos medios que el secretario de Derechos Humanos, Claudio Avruj, aparece en el Registro Público de Panamá como presidente de la empresa Kalushy, el funcionario salió a aclarar que figura en la firma por su trabajo en una ONG en Venezuela en los ‘90.