Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

El Gobierno transfiere $ 2000 millones a la mayor transportadora energética del país

Transener logró el reconocimiento oficial para recibir dinero que la gestión de Julio De Vido le negó durante más de una década. Los fondos serán aportados por el Tesoro Nacional

Transener opera una red de transporte de energía de 8800 kilómetros

Transener opera una red de transporte de energía de 8800 kilómetros

Transener, la mayor transportadora de energía del país, logrará sortear sus inestabilidades financieras gracias al auxilio oficial. Serán $ 2014 millones los que recibirá la compañía donde son accionistas Pampa Energía y Enarsa, con casi la misma cantidad de acciones en la sociedad controlante llamada Citelec. En el caso de la empresa energética estatal, posee el 51% del capital de Citelec y el holding del empresario Marcelo Mindlin otro 49%. A su vez, Citelec es dueña del 51% de Transener, ya que el resto del capital cotiza en el mercado bursátil. Precisamente, la compañía le informó ayer a la Bolsa de Comercio de Buenos Aires que suscribió un acuerdo con la Secretaría de Energía de la Nación y el Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE), que le permitirá recibir fondos que el gobierno kirchnerista se había comprometido a ceder pero que nunca llegaron a destino.

Se trata de dinero que debió recibir tras firmar en 2005 un convenio con la Unidad de Negociación y Análisis de contratos de servicios públicos (Uniren). En el caso de Transener y su controlada Transba, fueron beneficiados con aumentos tarifarios de 31% y 25% respectivamente, aunque por única vez. El problema se generó como consecuencia de que el entonces ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, no llevó a cabo el acuerdo.

Sin embargo, y tras meses de negociaciones, el Ministerio de Energía terminó por conceder los fondos derivados de la mala gestión de las anteriores autoridades y que serán provistos por el Tesoro Nacional y girados a través de Cammesa, la empresa que administra el mercado energético argentino.

Ayer, El Cronista informó de un acuerdo similar con Edenor, donde Mindlin es el único accionista y que también viene sufriendo situaciones de crisis por la herencia kirchnerista y el freno a los aumentos tarifarios impuestos por la Justicia.

En el caso de Transener, la empresa informó que el dinero le permitirá "contar con los recursos necesarios y suficientes para sostener su normal operación y operatividad y funcionamiento del sistema de transporte eléctrico que le fuera concedido". Es que el Gobierno considera a Transener una empresa clave y troncal para el sistema energético a la que no se la puede dejar caer. En esta línea, se le reconocieron a Transener créditos por variación de costos que alcanzan los $ 602 millones entre diciembre de 2015 y julio pasado. También se le transferirán otros $ 899 millones por el período que va de agosto pasado al 31 de enero del año próximo.

Para transferir los fondos, Cammesa y Transener firmarán un contrato de mutuo y cesión de créditos de garantía. Se informó también que el acuerdo tendrá vigencia hasta el 31 de enero de 2017 o hasta la entrada en vigencia del nuevo cuadro tarifario que surgirá de la revisión integral que está llevando a cabo el ministerio a cargo de Juan José Aranguren.

Además, el convenio prevé un plan de inversiones entre octubre pasado y marzo próximo por $ 299 millones. En este mismo convenio, Transba, que opera en la provincia de Buenos Aires y es controlada por Transener, también recibirá fondos. Se le reconocieron créditos por un total de $ 513 millones de los $ 2014 millones que serán girados a este grupo. En este caso, las condiciones y los plazos son los mismos que los de Transener, mientras que el plan de inversiones contempla desembolsos por $ 121 millones.