Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

El Gobierno repudió el asesinato de la parlamentaria británica Jo Cox 

En un comunicado remarcó "su firme compromiso" con el diálogo y el "pleno respeto a los procesos democráticos". 

La diputada laborista proeuropea Jo Cox, fue asesinada a tiros

La diputada laborista proeuropea Jo Cox, fue asesinada a tiros

El Gobierno argentino repudió el "brutal asesinato" de la parlamentaria británica Jo Cox y manifestó sus condolencias a los familiares de la víctima y al pueblo del Reino Unido.

La diputada laborista proeuropea Jo Cox, fue asesinada ayer a tiros en la localidad de Birstall, norte de Inglaterra. El hecho se da en un contexto de efervescencia social, en pleno debate sobre la permanencia o no de las islas del norte en la Unión Europea.

En un comunicado, el Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto del país sudamericano remarcó que Argentina condena "todo tipo de violencia" y repudia "todo acto de odio e irracionalidad", a la par que reitera "su firme compromiso" con el diálogo y el "pleno respeto a los procesos democráticos". 

“El Gobierno expresa sus condolencias a los familiares de la víctima y transmite sus condolencias y solidaridad al pueblo británico", subraya el texto. 

Por su parte, políticos y ciudadanos del Reino Unido celebraron hoy vigilias en varios puntos del país en honor a la parlamentaria Cox.

El presunto homicida, que se encuentra detenido, es un hombre de 52 años, Tommy Mair, cuya familia ha informado de que tenía antecedentes por problemas mentales. 

El asesinato ha conmocionado al Reino Unido en pleno debate por su continuidad en la Unión Europea, lo que ha provocado la suspensión de los actos de campaña previos al referendo del día 23, en el que se decidirá si el país continúa dentro del bloque comunitario o se desliga de los Veintiocho.