Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

El Gobierno redirecciona el gasto por $ 11.500 millones para subsidios

Luego de la decisión de la Justicia, el Gobierno decidió modificar el gasto para asignarlo a subsidios. La norma es por $ 11.500 millones, para empresas y consumidores

El ministro de Hacienda, Alfonso Prat-Gay, tuvo que redireccionar gasto

El ministro de Hacienda, Alfonso Prat-Gay, tuvo que redireccionar gasto

Tras el fallo de la Corte Suprema que frenó el incremento de las tarifas de gas, el Gobierno modificó ayer las partidas del presupuesto 2016 por $ 11.500,72 millones para destinar estos fondos para subsidios de tarifas energéticas. Lo hizo a través de la decisión administrativa 886 publicada ayer en el Boletín Oficial, en la que dispone mayores fondos para las empresas como para consumidores.

La norma aprobó un aumento de $ 11.500,72 millones en el presupuesto vigente del Ministerio de Energía. De este total, $ 7177 millones se destinan a empresas privadas, al Programa 29 "Planificación y Coordinación Estratégica del Plan Nacional de Inversiones Hidrocarburíferas", para propiciar la cancelación de los pagos pendientes correspondientes a los Programas de Estímulo a la Inyección Excedente de Gas Natural, Estímulo a la Inyección de Gas Natural para Empresas con Inyección Reducida y a los derivados del Acuerdo de Abastecimiento de Gas Propano para Redes de Distribución de Gas Propano Indiluido.

Por otra parte, $ 3481 millones del total se utilizarán para subsidios a consumidores a través del Programa 73 "Formulación y Ejecución de Política de Hidrocarburos" para hacer frente a los compromisos asumidos que corresponden a subsidios establecidos por las Leyes 25.565 y 26.020.

El último monto, por $ 841,6 millones, serán para tarifas de electricidad, para el Programa 74 "Formulación y Ejecución de la Política de Energía Eléctrica" para la realización de transferencias a Cammesa.

Todos los ítems terminan de una u otra forma en subsidios a las tarifas. El punto es que, se estima, no serán suficientes ya que en el presupuesto (elaborado por el gobierno de Cristina Kirchner) marcaba una reducción de 15% respecto a los de 2015, meta difícil de cumplir. La alternativa que queda es la de emitir un DNU que amplíe el gasto, ya que no serán suficientes los fondos presupuestados en materia de subsidios energéticos.

La modificación de ayer se financia con una reducción por $ 841,6 millones en las aplicaciones financieras del Ministerio de Energía, por un lado y, por el otro, con una disminución de $ 10.659 millones en el presupuesto de la jurisdicción "obligaciones a cargo de Tesoro", en concepto de menores transferencias a Enarsa.

Al 31 de julio, la ejecución de los subsidios energéticos fue de $ 80.955 millones, cifra que representó el 71% de los $ 114.498 millones disponibles para este año en el Presupuesto 2016, según explicó el economista Rafael Flores, de la Asociación Argentina de Presupuesto y Administración Financiera Pública (ASAP). "Pero dentro de ese total, los de Cammesa estaban al 97%. Y el fondo fiduciario para consumos residenciales de GLP estaba al 88%. De esta manera, lo que se hizo fue pasar fondos de Enarsa, que tiene una baja ejecución, a Cammesa", detalló.

La decisión administrativa publicada ayer lleva las firmas del jefe de Gabinete, Marcos Peña; del ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay; y el de Energía y Minería, Juan José Aranguren.