Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

El Gobierno intervino la concesión de Cristóbal López de la autopista Ezeiza-Cañuelas

Lo anunció el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich. Explicó que la empresa se quedó con unos $ 400 millones por cobro de peajes que debería haber rendido al Estado.

El Gobierno intervino la concesión de Cristóbal López de la autopista Ezeiza-Cañuelas

El Gobierno intervino la concesión de la autopista Ezeiza-Cañuelas que se encontraba en manos del empresario kirchnerista Cristóbal López.

Así lo anunció el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, quien explicó que "el miércoles salió la nota de intervención de ese corredor".


"Lo intervenimos, no quitamos la concesión. La idea es que no haya un desvío de fondos en el manejo del día a dia", explicó.


En diálogo con Radio Mitre, Dietrich precisó que la concesionaria que manejaba López "incumplió sus obligaciones" en una maniobra similar a la denunciada en el caso de su petrolera Oil.

"El sistema de peajes tiene un componente, una parte, que va a la empresa y otra la (Recursos de Asignación Específica) RAE que va a un fondo de obras que se ejecutaban empresas y pagaba al Gobierno. La concesionaria de Cristóbal no pagaba ésto. La cifra son $ 250 millones, que con los intereses alcanza los $ 400 millones", detalló.

En ambas firmas, según las denuncias, el empresario se quedaba con la parte que cobraba y debía ser desembolsada al Estado nacional. Por lo menos en Oil, luego refinanciaba esa deuda con la AFIP bajo condiciones favorables gracias a un artículo que le permitía una alta discrecionalidad al organismo recaudador para diseñar planes a medida.

Dietrich denunció además que la forma en la que se le otorgó la concesión del carril también fue dudosa.

"Es una autopista nueva, no se le hizo ajuste tarifario y un día fueron y les dijeron 'acá hay una persona que les compra y se van´. La compró en $ 50 millones, al otro día se aumento la tarifa 75% y se acordó ampliar en 10 años la concesón y un montón de beneficios", apuntó.

De esta forma, el funcionario señaló que "compraron algo de $ 50 millones que pasó a valer $ 5 mil millones".