Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

El Gobierno contiene a sectores sensibles con cupos de importación

Funcionarios de la Secretaría de Comercio se comprometieron, de palabra, a controlar las compras del exterior. Preocupa la caída de actividad y del empleo. Otros sectores dudan

La industria del calzado acordó un cupo de 24 millones de pares para 2016

La industria del calzado acordó un cupo de 24 millones de pares para 2016

Preocupado por la caída de la actividad y el impacto sobre el empleo, al Gobierno no le quedó alternativa que moderar el crecimiento de las importaciones en algunos sectores clave y acordar cupos para el cierre de este año e incluso el 2017. Tal como había adelantado El Cronista hace algunos meses, las autoridades de la Secretaría de Comercio negociaron con algunos sectores fijar límites al ingreso de mercadería del exterior, de forma tal de no afectar la industria nacional y los puestos de trabajo, que ya sufren una baja de entre 15% y 20% del mercado. En algunos casos, como el textil, ya se registró una desaceleración en el ritmo de aumento de las importaciones, pero en otros todavía advierten un número alto y dudan de poder lograr una contención antes de diciembre.

El presidente de la Cámara de la Industria del Calzado, Alberto Sellaro, confirmó ayer en declaraciones radiales que el sector logró un acuerdo de cupo de las importaciones que limita por dos años el ingreso en 24 millones de pares y que "la industria del calzado está trabajando con una fuerte baja del consumo, que llega al 25% a 30%".

A su vez, el secretario de la cámara, Horacio Moschetto, confirmó que la entidad resolvió con el Gobierno una franja de 5% más o 5% menos de importaciones que el año pasado. "Vamos siguiendo las estadísticas y todavía estamos un poco arriba, pero creemos que en el transcurso de los días hasta fin de año vamos a llegar a lo acordado", aseguró el directivo, al remarcar que en 2015 entraron al país 22,6 millones de pares. Además, Moschetto afirmó que el planteo de cara al 2017 será el de, como mínimo, mantener el mismo cupo.

También los textiles habían planteado la semana pasada, durante la conferencia de la Protextil, que las importaciones estaban creciendo a un ritmo mucho más moderado que lo que ocurrió durante la primera mitad del año, cuando hubo una clara incidencia de la gran cantidad de DJAI aprobadas. Según aseguró el presidente de la Fundación ProTejer, Jorge Sorabilla, el aumento promedio entre julio y septiembre fue del 4,7%, cuando en el segundo trimestre rozó el 40%. Sorabilla confirmó que "hubo conversaciones con algunas empresas para establecer un cupo para 2017 y se está hablando de un 20% menos que en 2015 para mantener el nivel de actividad".

Pese a la desaceleración, el empresario cree que el año, con suerte, terminará con un 10% arriba en materia de importaciones, en un mercado que es 15% más chico.

Por su parte, desde la industria del juguete también se mostraron conformes con el ritmo de ingreso de productos del exterior. El presidente de la Cámara Argentina de la Industria del Juguete (CAIJ), Matías Furio, consignó que "se está cumpliendo con lo pactado a principios de año" y que "se están monitoreando las importaciones". En 2015, la Argentina importó juguetes por u$s 100 millones y este año "debería crecer un 10%", como se había pactado. Furio explicó que aún están 15% por encima del año pasado, pero consideró que "por cómo está el mercado, se llegará a ese número".
Como lo que está ocurriendo a nivel general, la industria del juguete cerrará 2016 con un crecimiento en torno al 2%, influenciada por el control del contrabando y la inclusión del sector en el plan Ahora 12, dijo Furio.

No fueron tan optimistas los sectores de la marroquinería y de anteojos, otros dos rubros considerados "sensibles". En el primer caso, las importaciones en el período enero-septiembre se ubican un 29% arriba en unidades que en el mismo período del año pasado, que representan 5,2 millones de productos, aseguró el presidente de la Cámara Industrial de las Manufacturas del Cuero (CIMA), Ariel Aguilar, quien agregó que se reunirá en los próximos días con funcionarios de Comercio para plantear el problema y establecer alguna especie de cupo. "Nos dijeron que iban a ir bajando; tal vez hasta fin de año se equilibra, pero por ahora lo veo con preocupación", dijo Aguilar. Lo mismo planteó Norberto Fermani, de la Cámara de Industrias Ópticas, quien re marcó que en su sector crecieron 40% las importaciones en volumen y las ventas cayeron 30%.

Más notas de tu interés

Comentarios3
Alberto Perez
Alberto Perez 28/10/2016 07:28:51

Me parece bueno que controlen la cantidad, el porcentaje de importacion y no cerrarla o ponerle arancel, sino no tenemoa precio de referencia y se hacen los piolas

Alberto Perez
Alberto Perez 28/10/2016 07:26:18

Si no hubieran subido los precios por si las dudas a principio de año, hubiesen vendido mas, pero buee le creyeron a danielito y a massa.

Acha Juan C
Acha Juan C 28/10/2016 08:47:14

siguen los prebendistas, nunca competir, como es posible el precio de los zapatos fabricados en Argentina, con cuero nacional y mano de obra mal paga? quien se beneficia? porque los consumidores NOOOOO, lo mismo con juguetes, testiles, etc etc etc