U$D

Dólar Banco Nación
/
Merval

El Gobierno autorizó a una low cost chilena a operar en la Argentina

Se trata de la empresa Jetsmart Airlines SPA que podrá explotar servicios de transporte aéreo de pasajeros entre Chile y la Argentina, de acuerdo a la Resolución 499/2018.

El Gobierno autorizó a una low cost chilena a operar en la Argentina

El Gobierno autorizó a la empresa chilena Jetsmart Airlines SPA a explotar servicios de transporte aéreo de pasajeros entre Chile y la Argentina.

A través de la Resolución 499/2018, publicada hoy en el Boletín Oficial, la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) indicó que la compañía low cost "acreditó los recaudos legales y administrativos exigidos por la normativa vigente para efectuar los servicios requeridos".

"La Empresa operará sus servicios de conformidad con las autorizaciones, las designaciones y las asignaciones de frecuencias efectuadas por el Gobierno de su país y con estricta sujeción a lo acordado en el marco bilateral aplicable en materia de transporte aéreo, así como también a las leyes y demás normas nacionales e internacionales vigentes y a las condiciones de reciprocidad de tratamiento por parte de las autoridades de la República de Chile para con las empresas de bandera argentina que soliciten similares servicios", indica el texto.

No obstante, la norma agrega que, antes de iniciar las operaciones, la empresa deberá someter a consideración de la ANAC las tarifas a aplicar, los seguros de ley, libros de a bordo y de quejas para su habilitación, correspondiendo idéntico trámite a toda incorporación, sustitución o modificación de la capacidad comercial de sus aeronaves, como así también de sus seguros, tarifas, cambio de domicilio, base de operaciones y amarre de los equipos de vuelo.

De esta forma, la empresa chilena se suma a Flybondi y Norwegian Air Argentina, que ya tienen actividad en el país.

Se espera que Jet Smart comience sus operaciones a partir de noviembre. En principio lo haría volaría desde Santiago de Chile al nuevo aeropuerto de El Palomar, donde se construye una nueva terminal de 302 metros cuadrados que sumará otras dos puertas de embarque para albergar más vuelos.

La empresa solicitó, además, poder realizar vuelos desde la capital trasandina hacia Iguazú, pedido que está pendiente de respuesta.