Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

El Consejo de Seguridad Interior aprobó el protocolo antipiquetes

La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, destacó que la cartera que encabeza “no va a permitir que la calle sea un caos. Queremos cambiar la cultura del corte. No vamos a tolerar la extorsión. Si quieren que los escuchemos, los vamos a escuchar”.

El Consejo de Seguridad Interior aprobó el protocolo antipiquetes

El Consejo de Seguridad Interior, que reúne a todos ministros del país de los que dependen las fuerzas de seguridad provinciales, aprobó hoy en Barioche el Protocolo para Manifestaciones Públicas, que busca regular la protesta social con acciones públicas, sobre todo aquellas que cortan calles y rutas.

El Protocolo en sus fundamentso invoca distintos tratados internacionales de derechos humanos, cuyo espíritu es que “el Estado debe brindar la certeza de que todos los miembros de la sociedad pueden gozar de los mismos derechos, por ello, la libertad de un individuo o grupo termina donde comienza la del otro”-

En su “Capítulo 1” el Protocolo divide las manifestaciones en programadas o espontáneas. En las “programadas”, las autoridades se conectarán con los líderes de la protesta para “coordinar” las caracteríticas de la manifestación, “para establecer su recorrido, tiempo de duración y realización, dando aviso a la justicia”. Para las espontáneas, es decir las que no fueron avisadas con anticipación, el Protocolo establece que “tanto las fuerzas de seguridad federales, provinciales, y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires en sus respectivas jurisdicciones, deben garantizar la libre circulación de personas y bienes”.

En el Capítulo II se explica cómo deberán proceder las fuerzas de seguridad ante una manifestación pública: “Comunicarán tal situación en forma inmediata al Ministerio de Seguridad de la Nación, o las autoridades competentes de los gobieros provincialesy de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, de acuerdo a su jurisdicción. Se establecerá un espacio de negociación para que cese el corte y se dará aviso a la justicia”, señala el Protocolo. 

Agrega que “resuelto positiva o negativamente la negociación , el jefe del Operativo de Seguridad  impartirá la orden a través de altoparlantes, megáfonos o a viva voz, que los manifestantes deben desistir de cortar las vías de circulación de tránsito, deberán retirarse y ubicarse en zona determinada para ejercer sus derechos constitucionales, garantizando siempre la libre circulación. Se advertirá que ante el incumplimiento de dicha instrucción, se encontrarán incursos en el artículo 194 del Código Penal, y en su caso, en las contravenciones previstas en cada jurisdicción”.


“Si los manifestantes no cumplieren con la orden recibida, se les solicitará que de-pongan el corte bajo apercibimiento de proceder conforme lo establecido para los casos de los delitos cometidos en flagrancia, según lo dispuesto en los Códigos de  procedimiento  Penal de cada jurisdicción, poniendo en conocimiento del Magistrado competente, y se procederá a intervenir y disolver la manifestación”, explica.


La aprobación o confirmación del Protocolo se dio en la primera reunión del año del Consejo, que presidió la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, acompañada del secretario de Seguridad Interior, Gerardo Milman, y el secretario de Seguridad, Eugenio Burzaco, 
Bullrich destacó que la cartera que encabeza ‘no va a permitir que la calle sea un caos. Queremos cambiar la cultura del corte. No vamos a tolerar la extorsión. Si quieren que los escuchemos, los vamos a escuchar”, señaló la funcionaria nacional durante el encuentro al que asistieron autoridades provinciales de las carteras de seguridad de todo el país menos de San Luís, cuyo representante no pudo concurrir por problemas personales.  

“El gobierno del presidente Mauricio Macri no quiere que, durante los próximos cuatro años, las calles sigan siendo un lugar diario y permanente de problemas”, aseveró la funcionaria según se indicó en el comunicado emitido por la cartera que ella encabeza.  

En la apertura de la jornada, la ministra hizo hincapié además en la lucha contra el narcotráfico y remarcó: “No será tarea sencilla, pero con organización y compromiso lo vamos a lograr”.

La funcionara nacional también explicó que desde su cartera se trabaja en una agenda de seguridad ciudadana “con ideas en común entre todas las provincias, teniendo en cuenta las particularidades de cada uno de los lugares, aumentando la coordinación entre fuerzas nacionales y provinciales, con transformación de la Policía Federal que mejorará la Argentina”. 

La funcionariaá fue recibida en Río Negro por el gobernador Alberto Weretilneck, el intendente de la ciudad de San Carlos de Bariloche, Gustavo Gennuso; las autoridades de Investigación Aplicada (INVAP) y funcionarios locales y provinciales. 

Durante la apertura del encuentro, Weretilneck sostuvo que “debemos entender a la Argentina con federalismo, que tiene que ver con cómo se formó nuestro país” y subrayó que se deben “coordinar las acciones para que las políticas públicas lleguen a todos los argentinos para que la gente viva mejor”.

Al finalizar el encuentro, Bullrich afirmó que con el protocolo de actuación de las fuerzas de seguridad del Estado en manifestaciones públicas se busca “establecer un nuevo paradigma, que genere cierto orden en la sociedad”.

Desde el ministerio de Seguridad informaron que el protocolo fue aprobado por el 80% de las provincias y, si bien no detallaron cuales fueron las que no dieron su aprobación, informaron a ‘que no hubo provincias que no lo apoyaran sino que algunas pidieron tiempo para estudiar la propuesta”.