El 51% de las pymes cree que puede recuperar este año el nivel de producción prepandemia

Esa expectativa está atada a que no se dispare el dólar. Un tercio de las pymes cree que la recuperación llegará en el primer semestre de 2021. Son datos de la última encuenta sectorial de la Fundación Observatorio Pyme.

Si el Gobierno logra controlar el tipo de cambio y evitar un salto violento del dólar, más de la mitad de las pymes industriales cree que está en condiciones de recuperar, en diciembre próximo, el nivel de producción que tenían antes de la pandemia de coronavirus.

Otro 33% cree que ese proceso se dará durante el primer semestre de 2021 y el restante 16% prevé que ese paso se dará entre julio y diciembre del próximo año. Así lo consigna la Fundación Observatorio Pyme, sobre la base de una encuesta realizada a pequeñas empresas industriales.

Si, por el contrario, ocurriera un salto devaluatorio antes de fines de año, el principal impacto será sobre el poder de compra del mercado interno y no sobre la balanza comercial de las pymes, lo que implica que una depreciación del peso postergará el ritmo de recuperación de la actividad económica.

 

El resultado de las encuestas realizadas por FOP durante julio y agosto muestra que mejoran las expectativas de reactivación para los próximos meses, pero que el grado de iliquidez de las empresas es máximo. Entre las pyme manufactureras se liquidan stocks de materias primas, a pesar del riesgo de devaluación que perciben todos los empresarios (y su potencial efecto sobre el ritmo de aumento de los precios).

La profunda recesión y la necesidad de liquidez se observa también en la velocidad de entrega de los proveedores, que aumentó drásticamente durante la pandemia (el indicador de FOP pasa de un nivel de 53 en abril a 64 en julio).

 

El informe de la Fundación Observatorio Pyme destaca que en algunos sectores, está aumentando la cartera de pedidos, con lo cual el ritmo de recuperación es muy importante.

Ello ocurre en los casos de software y servicios informáticos, madera y muebles, aparatos eléctricos y electrónicos y alimentos y bebidas. La entidad estima que en estos rubros la caída de la producción puede ser inferior al estimado para el conjunto de la economía, que oscila entre 10 y 12%.

El problema más difundido entre las pymes industriales es el incremento de los precios de las materias primas (afecta al 68% de las empresas), que desplazó del primer lugar al problema de la caída de las ventas (el tema más perjudicial para el 57% de los consultados). En tercer lugar de difusión, pero muy cercano, se sitúa el retraso en el pago de los clientes (55%). El incremento de los precios de las materias primas se explica, en buena parte, por el alza en la cotización del dólar.

 

Por otro lado, el Informe Coyuntural del FOP correspondiente al primer semestre muestra que el programa ATP, los créditos blandos al 24% y algunas otras medidas (laborales, fiscales y financieras), aunque están disponibles para todos los tamaños de empresas, impactan más entre las firmas medianas que entre las empresas de menor tamaño.

Tags relacionados

Más de Economía y Política

Compartí tus comentarios

Nombre