Desde el Gobierno advierten que la pobreza y el desempleo serán muy fuertes en la pospandemia

"Se van a observar datos muy fuertes de una crisis inédita", anticipó la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca. Y dijo que "el IFE no tiene fecha de vencimiento".

La vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca, evaluó este sábado las consecuencias del coronavirus  en la economía del país y advirtió que los efectos serán "graves". Por el impacto de la crisis, agregó, el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) con el que el Gobierno asiste a los sectores más vulnerables "no tiene fecha de vencimiento".

"El golpe sobre la economía es muy duro. La pobreza, el desempleo y la destrucción de empresas van a observar datos muy fuertes, de una crisis inédita. Las políticas del Gobierno están dando resultados, pero no alcanza. La recuperación es posible pero no minimizamos el impacto", aseguró en diálogo con la radio CNN.

Y añadió: "Está sucediendo en la Argentina y sucedió en el resto del mundo. Va a suceder y lo décimos con toda claridad. Por eso hemos puesto en juego varios puntos del PIB para contrarrestar ese impacto".

Todesca también confirmó, como lo anticipó El Cronista esta semana, que el presidente Alberto Fernández  está elaborando un plan económico para la pospandemia.

"Hemos puesto en juego varios puntos del PIB para contrarrestar ese impacto", enfatizó Todesca.

"Nosotros siempre dijimos que para recuperar la economía había que tranquilizar la macroeconomía, poner a la producción en marcha y generar empleos; ese era nuestro objetivo y sigue siéndolo, pero después de la pandemia tendremos que hacer un esfuerzo todavía más grande", indicó.

Además, brindó detalles sobre los datos duros que manejan y explicó que "el gasto público es una medida fundamental en un contexto como este" y que en consonancia el Gobierno ya invirtió más de 3% del PBI para contener los efectos del coronavirus .

"Uno de los peores errores que podríamos cometer es sacar el pie del acelerador de la ayuda económica demasiado rápido. Si retiramos las herramientas de sostén rápido en lugar de colaborar con la salida de la pandemia podríamos generar lo contrario. Queremos estar seguros de que no nos retiramos antes de tiempo", explicó.

En esa línea, la funcionaria se refirió al IFE y dijo que los 9 millones de beneficiarios son desocupados o trabajadores precarios: "Es un programa que dio muy buenos resultados. Por el momento no tiene fecha de vencimiento. Tenemos que lograr que cada peso que el Estado gaste lo gaste de la mejor manera posible. Tenemos que tener la responsabilidad de ver qué les pasa a las familias argentinas".

Respecto del plan de salida de la crisis, indicó que el objetivo es "ir mutando de esta política de sostén a apoyar obras y financiamiento para que las empresas puedan funcionar, todo a la par de lo sanitario".

Tags relacionados