¿Demagogia o gesto noble?: qué opinan los especialistas sobre la baja de los sueldos políticos

La crisis generada por la pandemia de coronavirus y la caída de la actividad renovó un viejo reclamo por los sueldos de la política. De qué manera impacta este pedido en la vida democrática.

“¿Qué le puede pasar a una empresa que durante un mes trabaje menos? Que gane un poco menos . Con esa frase, Alberto Fernández  apuntó al sector privado tras el comienzo de la cuarentena. Sin nombrarlo, el principal destinatario había sido Paolo Rocca en ese entonces, luego de los despidos en Techint.

Sin embargo, ese “ganar un poco menos para los empresarios se transformó en una especie de búmeran. Es que el pedido se trasladó a la clase política. Varios reaccionaron rápidamente. El gobernador de La Rioja, Ricardo Quintela, fue el primero que anunció que donaría su sueldo.

Luego lo imitaron varios de sus colegas. Ya casi la mitad de los mandatarios provinciales dijeron que donarían parte de su salario para combatir al coronavirus. El último fue Juan Schiaretti. El cordobés anunció ayer que donaría el 45% de su salario durante por lo menos cuatro meses. Además, Horacio Rodríguez Larreta analiza una reducción de 25% para los funcionarios porteños

A contramano, Alberto Fernández descartó esta alternativa. A pesar de las iniciativas opositoras, el presidente aseguró que los miembros del actual gobierno viven de su sueldo y que ninguno tiene un salario “exorbitante . Además dijo que “es una expresión populista que fomenta la antipolítica .

Entonces, el reclamo de que se reduzcan los salarios de los políticos, ¿es atinado o puede ser nocivo para la calidad democrática?

El politólogo Andrés Malamud se vuelca por la primera alternativa. Considera que “los gobernantes deben internalizar el costo de sus decisiones. Esto implica que si imponen costos a sus gobernados ellos también deben pagarlos .

En esta línea, el investigador cree que no se trata solo de una cuestión ética, sino también política. “Si los ciudadanos consideran que los gobernantes abusan de su poder y les transfieren los costos del ajuste, se rebelarán .

Por eso es que sostiene que los ingresos de los gobernantes deben acompañar a los de los gobernados “especialmente cuando bajan. Lo contrario erosiona a la democracia .

Sin embargo, su colega Julio Burdman no cree lo mismo. Para él se trata “de un debate inventado y sin sentido. Argentina está en medio de una crisis mayúscula y multidimensional .

Malamud sostiene que los ingresos de los gobernantes deben acompañar a los de los gobernados “especialmente cuando bajan. Lo contrario erosiona a la democracia .

Igualmente, el analista asegura que “podría ser un gesto interesante de parte de los funcionarios. Que, a decir verdad, en términos internacionales hoy ganan poco. Pero es un tema irrelevante que erosiona la autoridad política en momentos inoportunos .

Finalmente, la politóloga Lara Goyburu señala que es una discusión que “equivoca el foco . Según su visión, las arcas públicas no se verían demasiado fortalecidas si los políticos redujeran sus salarios. En cambio, cree que lo importante es discutir “cuáles son las capacidades del Estado y la eficiencia del gasto .

La analista cree que este recorte puede “ser un buen gesto para el dueño de un gimnasio que está pasando por una mala situación. Pero en realidad no resuelve la ecuación de fondo . En definitiva, cree que se trata de un reclamo “efectista, que no discute la cuestión que realmente importa, que tiene que ver con las capacidades del Estado .

Tags relacionados

Más de Economía y Política