Coronavirus: Kulfas le pide a los bancos que apuren los créditos a pymes para pagar salarios

A través del FoGAr, el Gobierno garantiza los créditos tomados al 24% para el pago de salarios de marzo, sin embargo, hasta el momento las pymes tienen dificultades para acceder a esta línea específica.

En las últimas horas, la primera línea del Gobierno- incluso el Presidente- salió con vehemencia a pedir que las entidades financieras "aceleren" las gestiones de crédito, iniciadas por micro, pequeñas y medianas empresas para afrontar el pago de salarios de marzo.

La cuarentena obligatoria por la pandemia de COVID-19 puso en jaque a la mayoría de las compañías que, sin actividad ni ingresos tienen serios problemas para pagar salarios, impuestos y costos fijos.

El decreto de necesidad y urgencia 326/20, publicado en el Boletín Oficial el 1 de abril crea un Fondo de Afectación Específica en el marco del Fondo de Garantía Argentino (FoGAr) por $ 30.000 millones, que resultarán de una reasignación presupuestaria, a cargo de la Jefatura de Gabinete.

Los recursos "tendrán como objetivo garantizar el repago de los préstamos para capital de trabajo, incluyendo pagos de salarios, aportes y contribuciones patronales, y cobertura de cheques diferidos que otorguen las entidades mencionadas", señala el decreto. Sin embargo, en despachos oficiales entienden que hoy el crédito al 24% "es para la nómina salarial".

La garantía será del 100% del crédito para micro y pequeñas empresas y del 25% en el caso de las firmas medianas (tramos I y II). Según pudo saber este diario, la norma salió tras una "una negociación durísima" con los bancos. Pidieron garantizar también el total de los préstamos a empresas medianas y grandes compañías, pero en épocas de manta corta, primó la postura del Ministerio de Desarrollo Productivo.

Para el Gobierno esta línea al 24% para el pago de salarios "es un puente" para afrontar ahora los salarios de marzo, en un mes en que muchas empresas se encuentran sin liquidez por tener sus persianas bajas, pero en el que hubo casi 20 días de actividad, aun con la recesión reinante. Pero los empresarios se quejan de que hasta ahora los créditos no están disponibles.

En la cartera productiva prevén que abril puede ser incluso más complicado, dependiendo de cómo evolucione la pandemia en el país y cuándo pueda habilitarse la actividad en otros sectores económicos.

En previsión de esta situación es que el Gobierno decidió intervenir con otros instrumentos y recursos a cargo del Estado, directamente para solventar una parte de los salarios (REPRO, Asignación Compensatoria al Salario) y la reducción prevista en aportes patronales (hasta 95%), todas acciones implementadas a partir del decreto de necesidad y urgencia (332/2020).

Tags relacionados

Más de Economía y Política