Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
U$D
/
MERVAL

Con tercera suba consecutiva en Chicago, la soja volvió a u$s 390

La oleaginosa ganó 1,5% en la previa al reporte del Departamento de Agricultura de EE.UU. en el que se esperan recortes de stock final y en la estimación local

Las inundaciones de enero en la zona núcleo complicaron la siembra de soja en Argentina

Las inundaciones de enero en la zona núcleo complicaron la siembra de soja en Argentina

Los futuros de la soja en Chicago hilvanaron ayer la tercera rueda consecutiva al alza, 1,5% diario, y terminaron en u$s 390 la tonelada, como parte de la toma de posiciones por parte de inversores y fondos especulativos. Es que hoy se conocerá el informe mensual de oferta y demanda global de cereales y oleaginosas del Departamento de Agricultura estadounidense (USDA). Se trata del primer informe de ese ente en la era Trump y en el mercado descontaban que va a mostrar una baja en los cálculos de stock finales para la soja estadounidense, y una merma en la estimación de producción final de la oleaginosa en Argentina.

En esa línea, el reporte de enero del Usda mantuvo en 57 millones de toneladas su previsión para la soja argentina, sin contabilizar los daños que estaban provocando en ese momento las inundaciones en la zona núcleo y la sequía en el sur bonaerense, que complicaron el tramo final de la siembra local.
Pasado el evento climático, en el mercado creen que el organismo estadounidense ahora puede bajar esa estimación a entre 54 y 56 millones de toneladas.

La Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) difundió ayer primera estimación de producción sojera post efecto climático: 54,5 millones de toneladas. Y explicó que de las 19,6 millones de hectáreas a sembrar, estimadas hace un mes, se alcanzaron las 19,2 millones. "A ese número deberá restársele 960.000 hectáreas perdidas (por el mal clima), por lo que quedarán a cosecha 18,24 millones de hectáreas", 7% menos de lo previsto al inicio de la campaña.

Los guarismos de la BCR están en línea con los de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, que la semana pasada dio por finalizada la siembra de soja en Argentina, con una baja de 5% en la superficie implantada respecto del ciclo previo, tras perder 400.000 hectáreas por inundaciones, y calculó una producción final calculada en 53,5 millones de toneladas.

Por eso, en el mercado apuestan a que el USDA se acople hoy a los pronósticos bajistas para la cosecha argentina, así como a una reducción de los stock finales para la campaña sojera en Estados Unidos, ante las buenas cifras de exportaciones que se evidenciaron en las últimas semanas, fundamentalmente en la pasada luego de que China volviera con fuerza a adquirir mercadería tras la celebración de su año nuevo. En el mercado estiman stock en 11,1 millones de toneladas, contra los 11,4 millones de toneladas informados por el USDA el mes pasado.

En cuanto a las existencias mundiales, el USDA indicó 82,3 millones de toneladas en su informe de enero. En el mercado consideran que pueden bajar hasta 80,9 millones de toneladas.
En tanto, para la cosecha de Brasil, que avanza sin contratiempos, el mercado espera que se ratifique o incluso se eleve un poco los esperados 107 millones de toneladas, que serían un récord.

La mejora en Chicago fue tanto para la soja sin procesar, que marcó un máximo en la última semana de operación, como para los subproductos: la harina escaló 1.6% y el aceite mejoró 1,1%.
El avance externo se extendió a los negocios locales, con la soja disponible cotizando en Rosario a $ 4300 la tonelada, y los futuros a mayo por encima de u$s 265 la tonelada.