Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Con impulso externo, la soja en Rosario marcó máximo en un mes

La soja en Rosario subió ayer 1,7% en dólares, y tocó su mayor valor en el último mes al cerrar en u$s 294 la tonelada disponible.
La mejora local se dio en el contexto de mejora de las cotizaciones externas para la oleaginosa, con Chicago reaccionando al alza ante una renovada demanda del poroto estadounidense por parte China, que adquirió otras 380.000 toneladas del producto.
El contrato noviembre ‘16 en el principal mercado de materias primas agrícolas del mundo cerró a u$s 373,7 la tonelada, 0,8% por encima del cierre previo y en valores que no registraba en casi cuatro semanas. El impulso alcista se relacionó a nuevas ventas de soja de EE.UU., que pueden dejar más que ajustados los stocks, que llevaron a los fondos especulativos a retomar posiciones compradas en los futuros de la soja. A eso se sumó una recuperación en los precios del aceite de soja, que contagió a las cotizaciones del poroto. La tendencia al alza se contrapone a los datos que dejó el reporte mensual del Departamento de Agricultura estadounidense (Usda), el viernes último, en el que se remarcó que Estados Unidos se encamina a una nueva cosecha récord de soja, a la vez que la próxima campaña en América del sur sería más que positiva, lo que puede ser una limitante para un alza importante.
En el mercado local, en tanto, la mejora estuvo relacionada con el comportamiento externo, así como con las necesidades puntuales de los compradores.
Hubo negocios sobre Rosario a $ 4200 la tonelada. En dólares, la oleaginosa disponible marcó un nivel que no veía hacía un mes, de la mano del tipo de cambio y de un intento por tentar a los productores a que se desprendan de su soja.
En ese sentido, de acuerdo con los últimos datos oficiales de la Dirección de Mercados Agropecuarios, al 10 de agosto pasado, la industria y la exportación declararon compras por 32,7 millones de toneladas de soja, 13,4% menos que a igual fecha de 2015, cuando habían adquirido 37,8 millones de toneladas.
Si bien la disminución interanual se explica en principio por la menor producción del ciclo 2015/16 –afectada por las inundaciones de abril–, que llegó a 58,8 millones de toneladas, contra 61 millones de toneladas de la campaña previa, de acuerdo con las estimaciones del Ministerio de Agroindustria.
Las compras de la presente campaña representan 55,6% de la cosecha total estimada por Agroindustria, contra 61,8% que estaba vendido a la misma altura del año pasado.
"La disminución observada respecto a un año atrás se explicaría por menor producción y una mayor retención por parte del productor", indicó el analista José Frogone, de la corredora Cortina Beruatto.