Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

Cayeron 9,3% las ventas en las pymes industriales y casi 2% el empleo

Las firmas de hasta 50 empleados bajaron 12,1%. La rentabilidad se redujo para el 70% de los encuestados. Ven una coyuntura negativa, pero confían en el futuro

En un contexto de fuerte caída de la actividad económica, que mostró en el segundo trimestre del año su peor performance, la actividad de las pequeñas y medianas empresas industriales estuvo fuertemente afectada. No sólo en materia de ventas, sino también de ocupación. Luego de un buen desempeño en el mismo período de 2015, ente abril y junio pasados tuvieron una caída en sus ventas de 9,3% y una reducción de empleados de 1,8%, de acuerdo con el último informe de la Fundación Observatorio Pyme (FOP).
Los factores que explican ese comportamiento no difieren del que atraviesa el conjunto de la economía: un contexto recesivo impulsado por la aceleración inflacionaria durante el primer semestre y decisiones de política económica como el tarifazo, que obligó a los consumidores a ser muy cautos a la hora de gastar. En la mayoría de los sectores, las paritarias estuvieron 10 puntos porcentuales por debajo de la inflación esperada para el año, ya que si bien el alza de precios se está desacelerando, las proyecciones prevén cifras de entre 38% y 40% anual.
Según el trabajo, si bien la reducción interanual de las cantidad vendidas se registró para el promedio de las pymes industriales, fue liderada por las empresas pequeñas (de 10 a 50 trabajadores), que sufrieron una merma de 12,1%. Para las medianas (de 51 a 200 empleados), la caída fue de 5,7% interanual. Lo mismo ocurrió con la ocupación. Para las pequeñas, la baja fue de 2,4%, en tanto para las medianas, de 1,2%.
En comparación con el primer trimestre, las cantidades vendidas también se redujeron (2,8%) en la medición desestacionalizada, al igual que ocurrió con el nivel de ocupación, que cayó 1% contra el período enero-marzo.
Las mayores contracciones en el nivel de actividad se observaron en los rubros Madera, Corcho y Paja (caída de 11,1%); Caucho y plástico (7%); Alimentos y Bebidas (4,9%) y Vidrio, cerámica y minerales no metálicos (2,8%).
En cambio, los sectores de Maquinaria y Equipo y Muebles registraron subas de 17% y 9,2% respectivamente.
El aumento en los costos salariales, la caída en las ventas y el retraso en los pagos de los clientes son los tres principales problemas que enfrentan las pymes industriales. De acuerdo con el FOP, entre el 1 y el 2 trimestre, "el precio de venta promedio de las pyme se incrementó 7,3%, casi la mitad de lo que se observó en el primer trimestre respecto del cuarto de 2015".
A su vez, el aumento de los costos trepó al 15,1%, afectado por las subas de salarios y de los insumos.
En ese marco, la rentabilidad de las empresas se redujo en este período para un 70% de las empresas consultadas. Los empresarios informaron que el nivel de ganancias cayó 6,1% respecto del primer trimestre.

Expectativas

Las proyecciones para el tercer trimestre del año son más alentadoras, según el informe. El 40% de las firmas prevé aumentar sus ventas, mientras que el 20% prevé una disminución. Entre las que tienen clientes en el exterior, el 60% no avizora alteraciones en los volúmenes exportados.
En materia de empleo, las empresas no prevén hacia adelante cambios en cuanto a la ocupación ni en la cantidad de horas trabajadas. Y al indagar sobre inversiones, sólo el 30% prevé incrementarlas en el período julio-septiembre. Por otra parte, la mitad de los empresarios no supone nuevos aumentos en los precios de sus ventas (la otra mitad espera nuevos incrementos) y el 64% de las pymes consultadas proyecta una recomposición de su rentabilidad pero recién para 2017.