Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Atucha: la Uocra denunció más de 10.000 despidos por paralización de obras

En medio de las protestas y cortes de ruta generalizados a partir del parate de las obras del complejo termonuclear de Atucha, la conducción nacional del gremio de la Uocra advirtió ayer que por la situación ya se acumularon más de 10 mil despidos en la zona, entre empleos directos e indirectos, y denunció su preocupación de que el gobierno nacional suspenda definitivamente la construcción de la central Atucha III, por lo que criticó duramente la política energética del ministro del área, Juan José Aranguren. Justamente ayer, a la par de las medidas de fuerza de los trabajadores de la construcción, fuentes de la cartera de Energía señalaron que ese área se encuentra "en el proceso de definir el proyecto ejecutivo de la central", aunque admitieron que la obras recién comenzarían en 2017.
Las complicaciones en el complejo Atucha se profundizaron en las últimas semanas después de que las empresas contratistas de las obras decidieron paralizar su actividad ante la falta de pago por parte del Estado nacional de los certificados de ejecución, medida que provocó centenares de despidos de obreros de la construcción. Ante esa situación, los trabajadores iniciaron un plan de lucha con cortes de ruta, protestas y manifestaciones que se multiplicaron en las localidades de Zárate, Campana y Lima, al tiempo que la seccional local de la Uocra convocó para los próximos días a una mega-asamblea para determinar nuevas acciones en defensa de los puestos de trabajo.
La cúpula nacional del gremio, que encabeza Gerardo Martínez, respaldó ayer las medidas de fuerza en la zona y advirtió que la paralización de las obras implica la pérdida de 2500 empleos directos en la construcción y otro 8500 indirectos, además de afectar al comercio y la industria regional.
En un duro pronunciamiento, el gremio solicitó a Aranguren que "explique a la ciudadanía cuál es el plan energético, teniendo en cuenta que se ha decretado la emergencia energética y, la paralización o cierre de ésta obra, conspira contra la generación de un insumo básico para el desarrollo productivo del país y sus necesidades en materia energética".
"Nos preguntamos si (la paralización de la central) es decisión exclusiva de este funcionario", planteó el comunicado de la conducción nacional de la Uocra, a la vez que, frente a "los trascendidos argumentales de los funcionarios (de la cartera de Energía), que pretenden justificar el cierre de la Central Atucha III", advirtió que los trabajadores no pueden ser la variable de ajuste de estas situaciones".