LA VICEPRESIDENTA RECLAMÓ ANTE LA ONU "UNA NEGOCIACIÓN CRE BLE Y DE BUENA FE"

Argentina pidió "restablecer" la democracia en Venezuela y apuntó a Irán

Michetti dijo que Maduro vulnera los derechos humanos y señaló a Teherán por el atentado a la AMIA. Gestiones estériles para presionar a nivel regional a Caracas

En el segundo día de debate de la asamblea general de las Naciones Unidas, el Gobierno redobló su condena a la administración del presidente Nicolás Maduro al sostener que en Venezuela hubo una "ruptura del orden democrático" y se vive una "violación sistemática de los derechos humanos".

Esas palabras utilizó la vicepresidenta Gabriela Michetti en el recinto de la ONU, donde denunció la "represión y violencia", la "existencia de presos políticos" y la "falta de elecciones libres", antes de reiterar el llamado a realizar "un esfuerzo de negociación creíble y de buena fe, con consenso de las partes", para "encontrar pacíficamente el restablecimiento de la democracia" en el país.

El llamado a negociaciones de Michetti llegó el mismo día en que la agencia para los Derechos Humanos de la ONU incluyera a Venezuela en una lista de 29 países que persiguen a defensores de las libertades fundamentales. Así, el gobierno de Maduro se sumó a la funesta lista que integran Argelia, Burundi, China, Cuba, Pakistán, Ruanda, Arabia Saudita, Sudán o Turquía, entre otros países.

Ayer, también el Tesoro de Estados Unidos ordenó redoblar los controles ante operaciones de lavado y corrupción del gobierno de Maduro, y el Banco Central de Chile revocó una línea de crédito bilateral con Caracas. Pero a contramano de estas medidas, Colombia reiteró que no aprueba las sanciones económicas.

Las posibles acciones sobre Venezuela fueron discutidas en una reunión a la que asistió el canciller Jorge Faurie y que congregó a 12 países que a principios de agosto firmaron una declaración advirtiendo la "ruptura del orden democrático" en esa nación. La cita del "grupo de Lima", el mecanismo que funge en lugar de otros organismos multilaterales que no lograron avances, tenía por objetivo evaluar nuevas medidas para presionar a Maduro; sin embargo, los países reunidos se levantaron de la mesa sin consenso y anunciaron que se pronunciarán recién el sábado, "por respeto a México", que atraviesa un duelo nacional por el sismo ocurrido el martes.

El grupo de Lima se mostró "esperanzado" por la apertura del diálogo formal entre oficialismo y oposición venezolanas en República Dominicana, y la posible incorporación de Chile y México como partícipes de las conversaciones. Pero nada se dijo sobre las razones por las que el secretario del Departamento de Estado, Rex Tillerson, se bajó a último momento de la convocatoria.

En otro orden, y como había anticipado El Cronista, Michetti se refirió ante la asamblea a los atentados ocurridos en 1992 a la embajada de Israel y en 1994 a la AMIA, y aseguró que el país busca "enjuiciar a todas las personas que participaron de la financiación, planificación, preparación o comisión" de ambos actos en los que se perdieron 108 vidas.

En esa línea, señaló al gobierno iraní, que se niega a entregar a los sospechosos y busca levantar las alertas rojas de Interpol que pesan sobre sus ciudadanos. "Pedimos a la comunidad internacional que nos acompañe en la demanda de colaboración que hacemos desde hace tiempo a Irán para esclarecer este atentado terrorista", sentenció la vicepresidenta, con palabras que le valieron el elogio de la AMIA.

Tags relacionados

Más de Economía y Política