Alberto tensa la pelea con Larreta y le recorta más fondos de coparticipación a la Ciudad

El presidente quiere quitarle a la capital federal la excedencia de recursos que le concedió Macri en 2016 y fijar un mecanismo distinto para solventar el traspaso de la Policía. La disputa se definirá en el parlamento y en la Corte.

El presidente Alberto Fernández envió al parlamento un proyecto de ley con el que busca reducir aún más el porcentaje de recursos de la Copaticipación que actualmente el Gobierno nacional gira a la ciudad de Buenos Aires, al quitar de la base de cálculo el importe correspondiente al gasto asociado por la transferencias de la Policía Federal al distrito, y fijar un nuevo mecanismo para solventar esos requerimientos de caja,

Como había anticipado El Cronista hace una semana, el presidente no solo había tomado la decisión de rebajar un punto de Coparticipación y de ese modo llevar de 3,5% a 2,5% las transferencias automáticas diarias que se realizan desde el Banco Nación a una cuenta porteña, sino que además pretendía establecer otro mecanismo para volver al 1,4% de peso sobre los recursos federales, que regía hasta diciembre de 2015 y que fue sorpresivamente trastocado por un decreto del presidente Mauricio Macri a inicios de 2016. 

El texto remitido al Congreso establece que las transferencias realizadas a la Ciudad para solventar el costo de su fuerza policial por el presente año serán de $ 24.500 millones. Dicho monto será actualizado en los ejercicios sucesivos de acuerdo a un índice compuesto en un 80% por la variación nominal del salario promedio de la Policía Federal y un 20% la inflación que registra el Indec.

La suma establecida se dividirá en cuotas mensuales que se transferirán desde el Tesoro Nacional hacia la Ciudad, con una actualización trimestral.

La semana pasada Fernández anunció la quita de un punto de la Coparticipación Federal a la ciudad de Buenos Aires, entendiendo que el distrito cuna del PRO fue injustamente beneficiado en enero de 2016 cuando Macri elevó por decreto y sin explicación el reparto de recursos federales de 1,4% a 3,75% , que más tarde se justificó a razón de la migración de 19.900 efectivos de la Policía Federal Argentina que se incorporaron a la Policía de la Ciudad.

La Ciudad rechaza este recorte y por eso este jueves el procurador porteño, Gabriel Astarloa, presentará un amparo ante la Corte Suprema de Justicia de la Nación para retrotraer el decreto presidencial que rebajó las transferencias a la capital federal y a su vez solicitará que el máximo tribunal de alzada se expida sobre la cuestión de fondo.

 

Tags relacionados

Más de Economía y Política

Compartí tus comentarios