Alberto aceptó cambios y espera que hoy la Emergencia sea ley

Diputados dará la media sanción durante la madrugada y desde las 14 la iniciativa se discutirá en el Senado presidido por Cristina. Se introdujeron 25 cambios al texto original

La Cámara de Diputados se aprestaba durante esta madrugada a darle media sanción al proyecto de Solidaridad Social y Reactivación Económica, que será luego girado al Senado para que hoy mismo, en tratamiento sobre tablas, se convierta en ley. Se trata del ambicioso paquete de medidas que el presidente Alberto Fernández apuesta a conseguir como primer paso de su programa económico. Ayer, bajo el paraguas de una sesión maratónica, el oficialismo afiló el lápiz y, para acercar posiciones, concedió una serie de modificaciones que habían sido planteadas por los interbloques opositores que acompañaban la iniciativa en general, a fin de garantizarse que el puntapié para "poner a la Argentina de pie" reciba una fuerte adhesión.

Antes del arranque de la sesión, en la que cerca de 130 diputados se anotaron en la lista de oradores, se conocieron las concesiones del Ejecutivo a fin de garantizarse le ley. La primera, reclamada por Evolución Radical, fue la exclusión del congelamiento de la movilidad de las prestaciones jubilatorias del régimen especial para docentes y personal científico.

Una hora más tarde, el Presidente utilizó su cuenta de Twitter para dar una clara señal de acercamiento con la oposición. Su mensaje fue un guiño –uno más– para el interbloque que lidera el bonaerense Eduardo "Bali" Bucca, bancada que resultó clave –junto con el que lidera el mendocino José Luis Ramón- a la hora de conseguir quórum. Bajo el argumento de que "solo nos importa que la solidaridad de los que más tienen ayude a aumentar los recursos para mejorar la situación de quienes la están pasando mal", Fernández informó la incorporación en la ley de un artículo que habilita al Ejecutivo a fijar compensaciones de los efectos de los derechos de exportación específicos para pequeños productores y cooperativas.

Esto fue en concordancia con lo que el Interbloque Federal venía pregonando: la protección de los pequeños y medianos productores. Y para ello, sugerían considerar niveles diferenciados de derechos de exportación en función de la escala de producción, para que paguen menos retenciones.

Con este guiño, Fernández se hizo de un ajustadísimo quórum: logró sentar a 129 diputados apenas pasada las 15. Para ello, fue clave que Juntos por el Cambio facilitara el quórum para la sesión previa en la que juraron 23 diputados reemplazantes de los que se sumaron a las filas del Ejecutivo.

Arrancada la segunda sesión de la jornada, para la que ninguno de los 116 diputados de JxC facilitó el quórum, continuaron las negociaciones del Gobierno con los interbloques de Ramón y Bucca.

Acortadas todas las distancias en Diputados, Fernández descuenta que el paquete de medidas que considera clave para que la reactivación de la economía sea hoy sancionado por el Senado, que tiene previsto sesionar desde las 14 bajo la presidencia de Cristina Fernández de Kirchner.

Tags relacionados