Contáctenos

A través de este formulario podrá dejarnos sus comentarios, sugerencias o inquietudes.

Dirigido a:

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Reportar Comentario

Estas reportando este comentario a la redacción de El Cronista.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar

Recomendar Nota

A través de este formulario podrá recomendar la noticia que esta leyendo.

Todos los campos son obligatorios.
Cancelar
DÓLAR
/
MERVAL

AMIA: a 22 años del atentado, hallaron nuevas pruebas sobre la Traffic

Son restos metálicos extraídos de los cuerpos de algunas de las víctimas que estaban congeladas en un laboratorio de la Policía. También hay restos orgánicos que podrían reabrir la posibilidad de identificar al terrorista.

AMIA: a 22 años del atentado, hallaron nuevas pruebas sobre la Traffic

A 22 años del atentado perpetrado en 1994 contra la AMIA, la unidad fiscal especial para investigar el caso encontró pruebas hasta hoy “perdidas” que confirman que la voladura fue perpetrada con una camioneta Traffic. El hallazgo fue realizado tras varios meses de pesquisas a partir de los expedientes de la SIDE desclasificados en 2015 y tiene en el centro de todo un balde con restos orgánicos y esquirlas que estaba congelado en un laboratorio de la Policía.

Según informó el Ministerio Público, el camino para llegar al hallazgo “comenzó varios meses atrás, cuando el Grupo Especial de Relevamiento y Análisis Documental de la UFI-AMIA (GERAD) detectó entre la información desclasificada en 2015 un video donde los profesionales del Cuerpo Médico Forense habían documentado y analizado su trabajo en la investigación”.

En ese video se podía apreciar, entre otras cosas, que los forenses habían extraído esquirlas metálicas de varios cuerpos durante las autopsias “sobre la base de su posible pertenencia al artefacto explosivo usado” para su posterior análisis. Pero ese análisis nunca se había realizado.

Por eso “los fiscales ordenaron una exhaustiva revisión de los materiales existentes en el laboratorio policial” y en agosto “fueron informados de una serie de hallazgos, entre los cuales —según se pudo verificar luego— estaban  aquellas esquirlas identificadas y reservadas por los forenses veintidós años atrás, durante el desarrollo de las autopsias”, indicó el Ministerio Público.

Según publica hoy el diario La Nación, las esquirlas estaban en un balde rojo que permanecía congelado en el laboratorio de la calle Huergo y en el que también estaban, rotulados, “restos orgánicos, hisopos con muestras” y “frascos con pelos de las víctimas”. Y si los estudios de ADN determinaran que alguno no corresponde con ninguna de las víctimas conocidas, “se podría estar frente al conductor suicida o a otra víctima”.

Esos restos metálicos fueron, ahora sí, peritados y cotejados con los restos de camioneta secuestrados en el lugar, ya peritados en 2002. “El adelanto de los resultados de Gendarmería Nacional días atrás indicó, finalmente, que había concordancia estructural entre las piezas reservadas hace 22 años pero recuperadas este 2016 y las partes de camioneta recogidas en el lugar al inicio de la investigación”, apuntó el Ministerio Público. Ello, junto con el análisis del lugar en que falleció cada una de las víctimas identificadas con esas esquirlas terminaría de confirmar la hipótesis de la Traffic y pondría punto final a otras teorías conspirativas.

Más notas de tu interés

Comentarios2
Eduardo Hector Bedascarrasbure
Eduardo Hector Bedascarrasbure 18/12/2016 04:39:32

Si siguen así, va a ser como si hoy se peritaran los restos de un Fort T para aclarar un ilícito, terrorífico.

German Carrasco
German Carrasco 17/12/2016 12:11:30

Bueno, ahora solo hay que averiguar por que ninguno de los testigos presenciales vio a esa traffic y por que no quedaron restos del chasis de esa traffic en la escena del hecho... Pareciera que en el volquete había explosivos y autopartes...