U$D

Dólar Banco Nación
/
Merval

A qué pena se expone un arrepentido que miente en su declaración

La ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner deslizó que los arrepentidos pueden estar mintiendo. Cuáles son los riesgos que corren los empresarios  ex funcionarios que se acogieron a esa figura en sus declaraciones en la causa "Cuadernos K".

A qué pena se expone un arrepentido que miente en su declaración

Durante la jornada de ayer, mientras se debatía su desafuero en el Senado, la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner deslizó que los empresarios arrepentidos podrían estar siendo coaccionados para “decir cualquier cosa”. Citando a “un conocido letrado, apoderado de uno de los detenidos”, la senadora buscaba poner en duda la veracidad de lo dicho por los más de 20 arrepentidos que tiene la causa.  

“Hoy venía para acá y un conocido letrado, apoderado de uno de los detenidos, decía que los están amenazando y haciendo decir cualquier cosa. ¿Me van a decir, mirándome a los ojos, que creen que los que están hablando como arrepentidos están diciendo en serio la verdad?”, expresó Cristina Kirchner durante se exposición.

Es probable que la ex presidenta se refiriera a lo expresado por el abogado Mariano Cúneo Libarona, quien en una entrevista concedida Ámbito Financiero dijo que “si no sale en libertad, Taselli va a mentir y va a involucrar a alguno”.

Resulta curioso que tanto Cúneo Libarona como Cristina Fernández de Kirchner, abogados los dos, den rienda a esta posibilidad. Es que el artículo 276 bis incorporado a la Ley 27.304 (conocida como la Ley del Arrepentido), en la que se están amparando los empresarios, dice expresamente: “Será reprimido con prisión de cuatro (4) a diez (10) años y con la pérdida den beneficio concedido el que, acogiéndose al beneficio del artículo 41, proporcionare maliciosamente información falsa o datos inexactos”.

Es decir, de cumplirse la advertencia lanzada ayer por Cristina Fernández de Kirchner, los casi 20 empresarios que han decidido aportar información a la causa, lejos de acercarse a un beneficio, estarían empeorando su situación procesal. No sólo perderían el beneficio de acogerse a la figura del arrepentido, sino que además podrían encontrarse ante el riesgo de una condena mayor.

Más notas de tu interés

Comentarios0
No hay comentarios. Se el primero en comentar