Se dispara el precio de la soja: creció 50% en lo que va del año y tocó su máximo valor desde 2014

A nivel internacional crece la demanda principalmente de China y, a nivel nacional, la falta de lluvias genera problemas de oferta. Según dijo la jefa de estudios económicos de la Bolsa de Rosario a El Cronista la tendencia alcista continuará para 2021.

A días de navidad el valor de la soja registró el nivel de precios más alto en los últimos seis años y medio. La tonelada de soja subió el lunes 8,54 dólares, un 1,90 por ciento y se negoció a u$s 456,81 en el mercado de referencia de Chicago, el más alto desde el 14 de agosto de 2014, lo que significó un alza superior al 50% en lo que va del año.

Pese a que esta mañana tuvo un leve retroceso de US$ 0,7 en la posición enero de 2021 las expectativas en el ingreso de divisas a la Argentina mejoran, con un valor que creció 155 dólares con respecto a marzo.

A nivel mundial el aumento del valor de la soja se explica principalmente por el lado de la demanda: diversos países incrementaron sus importaciones, en los que sobresale China, pero a la vez acompaña Estado Unidos, lo que presiona a los precios por la falta de disponibilidad del grano.

Desde el punto de vista nacional la justificación se da por el lado de la oferta: “en Argentina y en el sur Brasil hay problemas productivos. Las lluvias estuvieron por debajo de lo normal y los primeros meses de 2021 estarán muy dominados por lo climático con lluvias escazas por la niña continuando la presión en los precios“, reveló Emilce Terré, jefa de Informaciones y Estudios Económicos de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) a El Cronista.

Además de la mayor demanda de China, según detalló la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) hay más factores que provocan subas como el descubrimiento de la nueva cepa de coronavirus a nivel internacional y a escala local el paro en los puertos de granos, que lleva 13 días.

Los despachos de commodities desde la Argentina vienen retrasados por las medidas de fuerza que afectan la operatoria en los puertos. En este momento lo más golpeado por el conflicto es el trigo que es el grano que se está cosechando y embarcando, de todas formas al llevar casi dos semanas también hay embarques de soja en espera.

Al 16 de diciembre se habían despachado 657.200 toneladas de maíz, un 38% de las 1,7 millones de toneladas programadas para diciembre, según datos de la Bolsa. También hay retrasos en el caso de los subproductos de soja. Sólo se embarcaron 586.800 toneladas de harina, de las 2,3 millones previstas, representa apenas 25% del total a enviar al exterior antes de fin de año.

Por otro lado, para la BDR el descubrimiento de una nueva cepa del coronavirus con origen en Gran Bretaña provoca alzas de precios en alimentos, porque se teme un impacto negativo sobre la producción esperada. Terré aclaró “la demanda global de alimentos es inelástica, las familias del mundo en lo último que ajustan es en alimentación.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios