EXPORTACIONES

Carne: el campo amenaza con un paro y marchas en todo el país en rechazo al cepo a las exportaciones

Los principales dirigentes rurales reiteraron su descontento con la reanudación parcial de las exportaciones de carne. Según dicen, las bases piden movilizarse y hasta un cese de comercialización en rechazo a la política agropecuaria.

Pese al intento oficial por poner paños fríos a un nuevo conflicto con el campo, las entidades rurales y los productores autoconvocados lejos están de contentarte con la reanudación parcial de las exportaciones de carne, con un cupo no mayor al 50% de lo exportado en 2020, y están dispuestos a poner en marcha medidas de fuerza desde la próxima semana, entre las que incluyen movilizarse e, incluso, el cese de la comercialización de toda la producción agropecuaria.

Este miércoles, a la salida del gabinete económico, el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, reconoció  la existencia de "sectores que marcaron disconformidad" con el anuncio dado a conocer 24 horas antes, luego de una reunión de la dirigencia rural y de la cadena de valor de la carne vacuna con el presidente Alberto Fernández, quien condicionó la reapertura total de exportaciones a la baja sensible de los cortes de consumo popular en los mostradores.

Kulfas buscó poner paños fríos tras el anuncio encendido en denuncias por malversación y evasión impositiva que hizo el martes de esta semana, y reiteró que el cupo de exportaciones es "una medida transitoria que busca generar estabilidad en un mercado interno distorsionado por el crecimiento de precios injustificado y apalancado en maniobras especulativas". Buscando dar vuelta la página, anunció que este viernes tendría lugar la primera reunión con vistas a conformar un Plan Ganadero tendiente a incrementar la producción anual a cinco millones de toneladas.

Sin embargo, la dirigencia rural, cuya máxima expresión es la Mesa de Enlace, comenzó a operar como caja de resonancia de los mismos productores cárnicos y otros correligionarios furiosos con la política agropecuaria de esta gestión. En paralelo, productores "autoconvocados" llamaron a movilizarse el próximo 9 de julio.

Por ahora, la Mesa de Enlace mantiene cierta cautela, pero dejó librada a sus filiales a manifestar el rechazo a los anuncios oficiales. Entre ellas, la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap) consideró que "la medida es nefasta" porque "solo benefician a los países que exportarán lo que nuestro país no pueda exportar", y "perjudica a los productores por la baja en los precios de los animales; a los consumidores, por el aumento de la carne; al país, que resignará ingresos por retenciones; a los frigoríficos exportadores, que deberán suspender operarios, y a los trabajadores que verán peligrar sus fuente laborales". 

A su vez, el titular de la Federación Agraria, Carlos Achetoni, reiteró que la Mesa de Enlace pretendía que "se liberara el cien por ciento de las exportaciones de carne" e indicó que "el Gobierno hizo todo al revés", porque "habló solo con los exportadores y perjudicó a los productores", a la vez que dijo "analizar con las bases los pasos a seguir", durante una entrevista en AM 750.

En tanto, el vicepresidente de las Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Gabriel de Raedemeker, anticipó a El Cronista que cualquier avance en el Plan Ganadero estará condicionado a liberar exportaciones, y admitió que esta patronal "está estudiando movilizaciones y el cese de comercialización de todas las producciones, incluyendo granos y otras carnes". Raedemeker sentenció: "A más tardar, semana que viene tendremos plan de acción".

La Sociedad Rural, en tanto, dejó entrever que esperan una agenda propositiva en la reunión que se convocaría para el viernes con el Gobierno y medidas concretas para monitorear la evolución de los precios de la carne y así conminar al eventual regreso a foja cero. De igual modo, se declararon "en consulta" con sus asociados.

También la gremial cooperativista, Coninagro, aseguró su presencia a la convocatoria a discutir el Plan Ganadero y, sin importar su participación o no, reconoció "probable" la realización de manifestaciones.

Por su parte, la oposición no se quedó en el molde. La presidenta del PRO, Patricia Bullrich, y el exministro de Agroindustria y dirigente de la Sociedad Rural, Luis Miguel Etchevehere, contrariaron la decisión del Gobierno y vaticinaron una afectación del empleo con el cierre de los cupos. "Cerrar o limitar las exportaciones no va a hacer que baje el precio de la carne. Todo lo contrario: esta decisión hace que suba", dijeron ambos dirigentes en un comunicado conjunto.

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios