Qué respondió Alberto ante las críticas de Hebe de Bonafini por reunirse con empresarios

"Ustedes saben muy bien que en la mesa de este Presidente se sienta gente de empresas grandes, medianas y pequeñas", replicó el mandatario a la crítica en la carta abierta de Madres de Plaza de Mayo

"Entiendo la politíca como el instruimento que nos permite cambiar la vida de nuestro pueblo", parece justificarse Alberto Fernández en una carta que publicó en sus redes sociales para desestimar las críticas que, también por escrito, le enviaron hoy las Madres de Plaza de Mayo de Hebe de Bonafini por convocar a los principales empresarios del país al acto del 9 de Julio. 

"Ustedes saben muy bien que en la mesa de este Presidente se sienta gente de empresas grandes, medianas y pequeñas, trabajadores y trabajadoras, movimientos sociales, estudiantes, jóvenes, nuestros científicos, todos y todas, porque esa es mi responsabilidad", dice, en otro párrafo, el mandatario. 

En la carta abierta revelada hoy, la asociación de Derechos Humanos, le endilgó: "Sentó en su mesa a todos los que explotan a nuestros trabajadores y trabajadoras, y a los que saquearon el país.Y lo más grave de todo: a los que secuestraron a muchos de nuestros hijos e hijas que luchaban por una Patria liberada".

En la réplica oficial, después de enumerar sus primeros programas como el Plan contra el Hambre o, ante la pandemia, el IFE, ante la herencia económica, Fernández les dedica: "Desarmar esa trama compleja de desigualdades económicas, sociales y culturales, requiere de toda nuestra voluntad e inteligencia para asegurarnos de que cada paso que vayamos dando no implique luego una decepción". 

Al final, el Presidente les dice: "Queridas madres, siempre las escucho y atiendo sus observaciones o reparos. Tengo plena conciencia de lo que ustedes han significado y significan para que seamos mejores como sociedad. Por eso tengan la plena seguridad de que todas nuestras políticas tenen un objetivo central: construir la Argentina socialmente justa que aún soñamos. Trabajamos para que esto sea realidad". 

No es la primera vez que Bonafini sale al cruce de la administración albertista. A un mes de asumir, en la discución por la existencia o no de "presos políticos", la titular de Madres lo conminó: "Señor Presidente, debe decidir de qué lado está: si con el Poder Judicial, mayoritariamente corrupto, o con los presos políticos". 

Ahora bien, si bien el debate interno en el Frente de Todos escaló por la carta de las Madres, lo cierto es que quien tiró la primera piedra fue Cristina Fernández de Kirchner. El domingo, la Vicepresidenta recomendó una nota de Página 12 en la que también se cuestionaba a los empresarios que fueron a la Quinta de Olivos.

"En tiempos de pandemia, de lectura imprescindible para entender y no equivocarse", opinó la ex mandataria, en lo que fue intendido como el primer reproche público a Fernández. 

“La conducción política del poder económico . Zaiat hoy en @pagina12. El mejor análisis que he leído en mucho tiempo. Sin subjetividades, sin anécdotas. En tiempos de pandemia, de lectura imprescindible para entender y no equivocarse. https://t.co/YcMxbUgyUJ

— Cristina Kirchner (@CFKArgentina) July 12, 2020

 

 

 

Tags relacionados