Por falta de insumos y un mercado interno deprimido, la industria pyme se contrajo 3,8% en octubre

La menor producción es la octava contracción interanual consecutiva pero mes a mes se observa una desaceleración de la caída. El desafío es aumentar exportaciones y dinamizar el mercado interno.

La producción manufacturera en el segmento de pequeñas y medianas empresas cayó 3,8% en octubre, enlazando de este modo el octavo mes consecutivo en retroceso, aunque hay que destaca que mes a mes se observa una clara desaceleración de la caída.

A su vez, las industrias operaron el mes pasado con una capacidad instalada de 64,9%, 2,4 puntos porcentuales por encima de septiembre e incluso con una mejora respecto del registro obtenido en octubre de 2019 (64,3%), lo que da una pauta del momento que atraviesan hoy las pequeñas y medianas industrias.

Con todo, en los primeros diez meses del año, la producción manufacturera pyme acumula una baja anual de 17,8%.

Los datos corresponden al relevamiento mensual que realiza la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), donde se destaca la incidencia en el resultado de "la falta de insumos en casi todos los sectores que frenaron la elaboración en muchas fábricas", una situación que según la propia entidad afecta al 71% de las firmas.

Y a esto se sumó un contexto general en el que "las exportaciones no repuntan y el consumo interno todavía se mueve con mucha prudencia, impidiendo ampliar el mercado".

De acuerdo a la Encuesta Mensual Industrial de CAME, entre 300 industrias pyme de todo el país, el Índice de Producción Industrial Pyme (IPIP) se ubicó en 74,7 puntos en octubre.

En este contexto, apunta CAME, la mejora relativa en el uso de la capacidad instalada industrial en un contexto de caída de la producción y dificultades para incrementar ventas y exportaciones, responde más bien al achicamiento del sector industrial frente a las necesidades de liquidez y los protocolos sanitarios".

Tres sectores registraron incremento interanual de la producción el mes pasado, Productos de caucho y plásticos (4,4%), Químicos (2,9%) y Bienes electrónicos, mecánicos e informática (2,7%).

En el lado opuesto, las bajas estuvieron lideradas por Calzado y marroquinería, con un desplome del 20,7%. La razón que esgrime CAME para este desempeño negativo es "la ausencia de la demanda escolar y los mayores precios, a lo que se sumó en octubre la falta de cuero y otras materias primas".

Entre otros rubros con caídas relevantes se destacan Papel, cartón, edición e impresión (11,1%), Minerales no metálicos (10,7%), y la Industria textil (10,1%).

En este caso, se observó un relativo "aumento en la demanda local, consecuencia en parte del menor ingreso importado", siendo esta rama de actividad un sector de "sustitución rápida" cuando se imponen controles a las importaciones, como rigen ahora.

Pese a ello, el informe advierte que hay faltante de insumos calve para producir como hilo o incluso ciertas telas. Además, el alza del dólar blue impactó en los precios de las materias primas, "que se trasladaron a un consumidor final cuyo poder adquisitivo hoy no le permite absorber esos aumentos", explicó CAME.

Por su parte, mientras que Alimentos y bebidas registró una baja de 1,8%, Madera y muebles se contrajo 4,5%, Material de transporte un 5,7% y Productos de metal, maquinaria y equipos retrocedió el 6,3%.

Tags relacionados
Noticias del día
Finanzas y Mercados

En marzo subió el déficit primario, pero bajó el financiero

En marzo subió el déficit primario, pero bajó el financiero
El déficit primario tuvo un aumento interanual del 78,1% nominal y del 26,2% en términos reales. El financiero, que incluye el pago de servicios de la deuda, registró una suba del 32,2% a valores corrientes pero una baja del 6,3% si se descuenta la inflación. Son datos de la Oficina de Presupuesto del Congreso.

Compartí tus comentarios