INTERNA

Larreta piensa en 2023 y asume compromisos para el final de su mandato

El jefe de Gobierno porteño presentó una serie de metas de su administración y más tarde se realizó chequeos tras haber tenido Covid-19. Por una arritmia, anoche quedó internado en observación.

Horacio Rodríguez Larreta dejó planteados 37 compromisos que asumió su gobierno para el binomio 2021-2023 y se fue a internar. El Jefe de Gobierno porteño programó para la mañana de ayer un acto donde presentó las metas de gestión hasta el final del mandato, que coincidirán con el periodo electoral de una eventual campaña a la presidencia, en tanto que después del mediodía ingresó al Instituto Argentino de Diagnóstico para realizarse una serie de exámenes médicos tras haber tenido Covid-19.

La noticia de su internación disparó las alarmas, aunque desde sus equipos de prensa intentaron llevar tranquilidad. "Es un chequeo de rutina tras el Covid-19", explicaron y aclararon que estaba previsto ya en su agenda. Rodríguez Larreta fue diagnosticado como positivo para coronavirus a principios de enero tras celebrar el Año Nuevo con sus hijas en la localidad de Cariló.

Horas después, por recomendación de su médico, como se le detectó "una leve arritmia benigna", según informaron, el mandatario quedó durante la noche en observación.

Temprano, sin atriles ni mesas y más cerca a la estética de actos de campaña macristas, el Jefe de Gobierno porteño encabezó el anuncio de los compromisos en la sede de Parque Patricios. El evento reposicionó a Rodríguez Larreta como un eventual candidato a la presidencia en momentos en que el ex Presidente volvió a escena con fuertes declaraciones políticas en la presentación de su libro "Primer Tiempo".

En la interna de Juntos por el Cambio, Rodríguez Larreta esta considerado como un macrista moderado y desde el ala más dura, "los halcones" liderados por Patricia Bullrich, le reclaman mayor repudio y críticas al Gobierno. El Jefe de Gobierno por ahora pendula entre la buena sintonía para trabajar con Alberto Fernández los temas relacionados a la pandemia y el litigio judicial iniciado ante la Corte Suprema para recuperar los fondos de coparticipación que le quitaron en septiembre pasado para financiar la seguridad bonaerense.

Los 37 compromisos asumidos se dividen en los ejes de seguridad, desarrollo y progreso, transformación urbana y cambio climático, y transformación digital. "Esta es una manera de gobernar que venimos llevando adelante desde hace varios años en la Ciudad. Es una herramienta de medición concreta que hace más transparente la gestión y nos permite a todos, Gobierno y sociedad, saber cómo venimos avanzando. Estamos convencidos de que la rendición de cuentas es esencial para construir la confianza que necesitamos los argentinos para desarrollarnos", remarcó.

Algunas de las metas planteadas son que el 75 por ciento de la Capital tenga videovigilancia para 2023, sume 4000 policías más a la calle, duplique los tiempos de formación y cree tres nuevas comisarías en Balvanera, Parque Avellaneda y Versalles; priorizar la revinculación de 6500 chicos que perdieron contacto con la escuela en 2020 y sostener la trayectoria de 9000 estudiantes secundarios que no alcanzaron los aprendizajes esperados el año pasado.

Con respecto a la economía, la Ciudad anticipó que apoyará a sectores que son grandes empleadores e impactan positivamente en la recuperación de otras ramas, como la construcción, donde se comprometió a eliminar trabas burocráticas, simplificar trámites y otorgar incentivos económicos.

Tags relacionados

Compartí tus comentarios