CUENTAS PÚBLICAS

¿Señal de austeridad? El gasto público no crece en términos reales por primera vez en 14 años de gobiernos K

Con datos del primer trimestre, el manejo de las cuentas públicas está en línea con lo ocurrido en 2019. La segunda ola de Covid, las elecciones y las tarifas aparecen como amenazas para mantener el déficit a raya.

En el imaginario popular el expresidente Mauricio Macri aparece como alguien preocupado por reducir, a cualquier costo, el déficit fiscal, mientras que el kirchnerismo, en todas sus variantes, sería el abanderado de la expansión del gasto público.

Todas las comparaciones son odiosas, pero algunas además de odiosas contribuyen a derribar algunos preconceptos de la realidad argentina. Así, cotejando los datos del primer trimestre del año con el desempeño de mismo período de 2019 se observa que el presidente Alberto Fernández, está más cerca de Mauricio Macri que de Cristina Fernández de Kirchner.

Un informe de la consultora Invecq asegura que con los datos del primer trimestre del año "podemos afirmar que la política fiscal del Gobierno, para sorpresa de algunos, está dando señales de austeridad"

Y agrega que de mantenerse esta disciplina en el gasto a lo largo de todo el 2021 "sería el primer año en catorce de gestión del Kirchnerismo en que el gasto público no crece en términos reales". 

Es una contradicción para un administración de ese signo político, para la que "casi por una cuestión de religión, cree que el motor de la economía debe ser el gasto público".

De mantenerse esta disciplina en el gasto a lo largo de todo el 2021 "sería el primer año en catorce de gestión del Kirchnerismo en que el gasto público no crece en términos reales

Pese a la buena nueva, para Invecq "es poco probable" que este primer trimestre marque una tendencia para lo que resta del año y más allá y sostiene que "hay varios elementos en el horizonte cercano y no tan cercano que hacen pensar que esta austeridad sería pasajera".

Hay cuatro factores clave en esta lógica: 1) la segunda ola y la vuelta de restricciones, con su correlato de mayor gasto público en asistencia a personas y empresas, 2) el año electoral y su dinámica de "volcar dinero a la calle", 3) el congelamiento de tarifas eléctricas y de gas, que llevará as tener que aumentar subsidios, 4) los ajustes ya fijados para jubilaciones y pensiones.

De mantenerse por el resto del año esta disciplina en el gasto "sería el primer año en catorce de gestión del Kirchnerismo en que el gasto público no crece en términos reales", señala el informe. Sin embargo, la amenaza de una desaceleración en la recuperación de la actividad está latente en el contexto del Covid.

En un horizonte en el que la aceleración de la inflación está poniendo presión extra a la economía, Invecq asegura que "renunciar a una corrección fiscal más rápida durante este año que le quite presión al BCRA, sería jugar con fuego".

Buen comienzo

En el análisis de las cuentas públicas, la primera cuestión es dejar fuera del análisis el año 2020 debido a la pandemia, caracterizado por una fuerte caída de los ingresos y una notable expansión del gasto. Así, en la comparación del primer trimestre de este año con 2019 se observa que, en moneda constante, los ingresos se mantienen más o menos estables. 

Además, en ese período el gasto público total registró una baja en términos reales del 3%. "Consecuentemente, como resultado se evidencia una reducción del déficit público total desde unos $ 240.000 millones en 2019 (en pesos constantes actuales) a poco más de $ 180.000 millones, equivalente a una corrección del 24% real", asegura Invecq.

En el primer trimestre se evidencia una reducción del déficit público total desde unos $ 240.000 millones en 2019 (en pesos constantes actuales) a poco más de $ 180.000 millones

La cuestión varía si se analiza el resultado primario, esto es antes del pago de intereses de la deuda, aunque el informe aclara que "sigue siendo promisorio". El gasto primario creció 5,4% en el primer trimestre entre 2019 y 2021, lo que arrojó un déficit primario de $ 70.000 millones este año, arrancando de un superávit primario de $ 22.000 millones en 2019.

Si bien el resultado del primer trimestre muestra hoy un escenario similar al del último año de Mauricio Macri en el poder, hubo subas y bajas relevantes en ingresos y gastos. 

Así, los tributos más ligados al ciclo económico (sin cambios en alícuotas ni base imponible) cayeron este año en el contexto de pandemia. Tal es el caso de contribuciones a la seguridad social, que recauda 15% menos, IVA está aportando 7% menos que en 2019, mientras que el impuesto al cheque retrocede 3,8%.

Esta caída debido a la recesión "está siendo compensada exactamente por el incremento de la recaudación de varios impuestos que sí sufrieron 'innovaciones' desde la llegada del gobierno de Fernández", apunta el informe, que involucran suspensión de algunas rebajas previstas y que quedaron en el camino al votarse la ley de emergencia económica y suba de algunas alícuotas, caso retenciones o Bienes Personales.

Se advierten el incremento de casi 600% en la recaudación de Bienes Personales crece casi 600% en términos reales (descontada la inflación), el doble de aportes en concepto de retenciones, el Impuesto a la Riqueza que no existía, y un 20% Impuestos Internos

En cuando a los gastos, "el mayor ahorro el Gobierno lo consiguió gracias al canje de deuda, que pateó el pago de intereses hasta 2023", enfatiza el documento de Ivecq. También hubo licuación de salarios públicos por la inflación y cambios en la fórmula de ajuste de las jubilaciones y pensiones, que en ambos casos generaron un "ahorro".

Esta baja estuvo compensada por aumentos de caso 200% en programas sociales, el crecimiento de los subsidios a las tarifas de servicios públicos (65%), y otros gastos de funcionamiento del Estado.

Podría decirse, entonces, que el Gobierno "está llevando a cabo un ajuste fiscal tanto en relación al 2020 como al 2019, al menos durante el primer trimestre", subraya Invecq. 

Sin embargo, en su opinión es un "ajuste malo" porque se concentra más en "retrotraer rebajas de impuestos y volver a subir otros, en lugar de seguir reduciendo el gasto primario". 

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios