Con resistencia interna, corre peligro de fracasar el proyecto oficialista de suspender las PASO 2021

La vicepresidenta del bloque oficialista en Diputados sostuvo que "no hay ningún proyecto" a consideración. Pero otro gobernador insistió con modificar en forma exprés el calendario electoral

La pretendida intención de poner en suspenso la realización de las elecciones Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) bajo el pretexto de lograr un ahorro en un contexto de recesión económica y emergencia sanitaria por la pandemia de coronavirus comenzó a revelar cierto disconformidad al interior de la coalición de gobierno, donde algunas figuras, con los gobernadores a la cabeza, insisten en trastocar el cronograma electoral, mientras otras se oponen.

En línea con lo que había anticipado el gobernador del Chaco, Jorge Capitanich, su par de La Rioja, Ricardo Quintela, confirmó que esta semana los mandatarios provinciales harán llegar a la Cámara de Diputados un proyecto de ley para cancelar la jornada electoral prevista en agosto de 2021 y convocar a sufragar únicamente en octubre próximo.

En declaraciones radiales, el riojano evaluó que la suspensión de las PASO permitirá a los gobernadores "tener tiempo de recuperar lo perdido", y señaló que la pandemia arrojó "dificultades fundamentalmente en temas educativos, de servicios y obras que no pudimos ejecutar".

Sin embargo, la diputada Cecilia Moreau, vicepresidenta del bloque del Frente de Todos y presidenta de la comisión de Legislación General de la cámara baja, aseguró que en la bancada oficialista "no hay ningún proyecto" para suspender las primarias, tal como plantearon los jerarcas provinciales, y a su vez descartó que de haber un proyecto, éste reciba un tratamiento exprés, como el que se debería suceder para aprobar en tres semanas.

"No vi ningún proyecto. En nuestro bloque no hay ningún proyecto. Estamos trabajado con los temas de aborto, el Plan de los Mil Días y la nueva fórmula de movilidad jubilatoria", comentó la diputada perteneciente al Frente Renovador y socia política del presidente de la cámara, Sergio Massa.

El Gobierno nacional, de momento, prefirió no asumir el protagonismo del intento por trastocar el régimen electoral, y las principales figuras del gabinete se llamaron a silencio al respecto. Incluso el presidente Alberto Fernández, que el viernes almorzó con buena parte de los gobernadores que llegaron a Buenos Aires para firmar un nuevo Consenso Fiscal, pidió que cualquier iniciativa tenga apoyo de los gobernadores del oficialismo, y también de la oposición.

Pero la oposición tampoco está unificada. La mesa porteña de Juntos por el Cambio, sin haber logrado consenso a nivel nacional, dio a conocer un pronunciamiento con el que rechazó semejante idea por entender que "cualquier cambio en el sistema electoral requiere un amplio consenso institucional en el Congreso que debe involucrar a todos los partidos, y ese consenso hoy no existe".

Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios