EXPORTACIONES

El cepo a la carne ya tiene costos: qué países se benefician de la salida de Argentina

Además de los otros productores ganaderos del Mercosur, hay un beneficiario principal que incluso desplazó a Australia como principal proveedor de China.

En economía se puede hacer cualquier cosa, ir en un sentido o exactamente en el contrario, pero lo único que no se puede hacer es evitar las consecuencias. Este viejo axioma, que conocen de sobra los actores económicos de todos los sectores, por estas horas está volviendo a ratificar su vigencia en el mercado de carnes.

Tras el cierre de exportaciones de carne vacuna, primero por 30 días y ahora con una medida extendida hasta fin de año pero flexibilizando un poco, con cupos para los embarques, está modificando el menú de oferentes en China, el mercado de más rápido crecimiento en volumen en los últimos años.

Ya se venía hablando de las posibilidades que se abren a la carne de Uruguay, en un contexto en que Argentina no puede exportar de la misma manera que antes, pero también hay un conflicto entre Australia y China, que sacó de mercado a los oceánicos. 

Frigoríficos van a la Justicia para saltar la barrera a las exportaciones de carne

Pero la mayor paradoja es que Estados Unidos se está quedando con parte del mercado que antes se abastecía desde Argentina y de Australia

Así, mientras el Gobierno dice defender la producción y a los pequeños productores además de los consumidores locales, quien recoge los frutos del cierre de exportaciones es una potencia como Estados Unidos.

En su informe semanal, el Consorcio ABC de exportadores de carne vacuna señala que en abril y mayor "por primera vez las exportaciones cárnicas de Estados Unidos superaron a las de Australia. Esto se da en marco de la Fase Uno del nuevo Acuerdo Económico y Comercial entre EE.UU y China.

El acuerdo firmado a comienzos de 2020, no sólo permitió una baja de aranceles sino que también admite la exportación al mercado asiático de carne tratada con HGP (promotores de crecimiento hormonal), carne de animales de más de 30 meses. 

Esto ha permitido que más establecimientos ganaderos fueran aceptados por la autoridad china mientras con otros países ocurre lo contrario, en momentos en que el Covid-19 complica las operaciones comerciales a nivel global.

Así, además del mayor acceso al mercado chino, la carne de Estados Unidos es de mayor calidad y por tanto, mayor precio

Por ejemplo, mientras los cortes congelados sin hueso de Estados Unidos se pagan en promedio a u$s 7830 la tonelada, los productos de Australia rondan los u$s 7080 y los de Argentina, u$s 4490, según datos de la consultora australiana Meat and Livestock Australia (MLA).

"Con Argentina y Australia limitados por el acceso al mercado y otros exportadores ya fuertemente orientados a otros mercados, las importaciones de carne de vacuno de China pronto se encontrarán con limitaciones en la oferta", señala el informe. 

Si bien EE. UU., el proveedor más grande del mundo, continuará operando en segmentos premium de alto precio, queda claro que "el acceso al mercado chino puede cambiar de la noche a la mañana, como lo demostró recientemente la retirada de Argentina, y seguir dando forma al mercado de carne vacuna importada de China", apuntó MLA.

En cuanto a la competencia de la región, el consultor ganadero, Ignacio Iriarte, aseguró que los grandes beneficiarios de la salida del mercado de Argentina y otros jugadores serán Uruguay y Paraguay.

 "Este año se encuentra con la novedad que un jugador como Brasil tiene un 10% menos de hacienda disponible. Además, Australia tiene un volumen que es un 40% o 50% inferior que hace un año; y la India va en camino a ser un jugador secundario en China. Además, de que Argentina se salió. Todo eso le deja una oportunidad extraordinaria a Uruguay y Paraguay", estimó.

Hacia adelante, Iriarte deja en claro que la medida de restringir exportaciones no es inocua. "Es muy aplaudido hacerle daño al sector ganadero exportador", pero la medida ha implicado que la vaca conserva y manufacturera -la que va a China- haya caído cerca de 40% y muchas plantas directamente no la compran. 

"Está sobrado la vaca. El mercado interno puede asimilar lo que le tires, pero los gustos cambiaron. Se come carne de animales livianos finos, en sector alto y bajo. Es difícil vender un novillo pesado y ni hablar de una vaca manufactura", señaló. 


Tags relacionados
Noticias del día

Compartí tus comentarios