Una familia necesitó casi $ 25.000 para no ser pobre en la Ciudad

Lo necesario para no caer en esa condición social tuvo un incremento de 45,6% interanual en diciembre, mientras que la de indigencia lo hizo un 50% y alcanzó los $12.237,92. 

Una familia tipo en la Ciudad de Buenos Aires debió contar en diciembre con un ingreso de $24.865,43 para no ser pobre y cubrir el costo de la Canasta Básica Total (CBT), que subió un 45,6% en los últimos doce meses, según datos del Gobierno porteño.

El sondeo elaborado por la Dirección General de Estadística y Censos de la Ciudad indicó que un hogar integrado por una pareja económicamente activa y propietaria de la vivienda con dos hijos precisó $12.237,92 para no caer en la indigencia.

En comparación a diciembre de 2017, la línea de indigencia aumentó unos $4100. Esto significó un incremento del 50,6% con respecto al mismo mes del año anterior, mientras que la suba contra noviembre fue de apenas unos $117.

En cambio, la CBT, que marca la línea de pobreza, registró un incremento de casi $400 en diciembre, que significó un 1,7% con respecto a un mes antes.

El organismo estadístico de la ciudad también calculó los ingresos necesarios para ubicarse en un abanico más amplio de sectores socioeconómicos, a partir de su Sistema de Canastas de consumo.

Así, una familia tipo porteña que alcanzó a cubrir la CBT de $24.865,43 pero no llega a poder consumir la Canasta Total (CT), medida para diciembre en $ 31.349,71, es considerada como "no pobre vulnerable". Cabe aclarar que la CT incluye otros componentes como la compra de ropa, el dinero destinado al mantenimiento de la vivienda, remedios, entre otros. 

Por otro lado, los hogares cuyo ingreso total mensual es de al menos la CT pero no perciben 1,25 veces el valor de la CT de casi $39.186 son incluidos dentro del "sector medio frágil". Las familias que se ubican entre este nivel y quienes tienen ingresos por el máximo compuesto por cuatro veces la CT ($125.395) conforman la "clase media" propiamente dicha. Mientras que los hogares tipo con ingresos superiores integran los "sectores acomodados".

Para la Dirección de Estadística, esta estratificación "da cuenta de la heterogeneidad de los sectores no pobres de manera de facilitar un análisis más integral de la situación social de la CABA, la de cada uno de los estratos definidos y su evolución en el tiempo".

A nivel nacional, los últimos datos de pobreza que arrojó el Indec mostraron un empeoramiento del indicador en el primer semestre del 2018. En ese período, la pobreza registró una baja de 1,3 puntos porcentuales con relación al mismo período del año anterior y alcanzó así una tasa del 27,3%. 

En total, si se proyectan los datos de los 31 aglomerados que mide el Indec a todo el país (incluidas zonas rurales), hay en la Argentina 12,2 millones de pobres y 2,1 millones de indigentes.

Por otro lado, la Ciudad tuvo en el segundo trimestre de 2018 un total de 565.000 pobres, equivalente al 18,4% de los 3.064.000 habitantes porteños. De ese total, eran indigentes 173.000 personas, el 5,6%, de acuerdo a la  última medición publicada por la Dirección de Estadísticas y Censos porteña.

Tags relacionados