Sin volar desde 2015, el Tango 01 demanda más de $ 56.000 por mes

Luego de desestimar una subasta por el Banco Ciudad, se evaluó vender el avión presidencial en desuso de forma online, con un precio de base de u$s 2,3 millones

Fue en noviembre de 2015 la última que un mandatario argentino, en este caso Cristina Fernández de Kirchner, subió al Tango 01. El avión presidencial, al día de hoy, sólo voló una vez: hacia la base aérea de El Palomar, el destino en el que continúa "desprogramado", eufemismo en jerga aeronáutica para decir en desuso. Aún sin despegar, igual cuesta dinero mantenerlo: una cifra aproximada de casi $ 57.000 mensuales.

El estimado del desembolso, específicamente se trata de $ 56.732, fue informado por la Dirección General de Logística, de la Secretaría General de la Presidencia a cargo de Fernando De Andreis, en respuesta a un pedido de acceso a la información realizado por este diario.

Si el Tango 01 no es subastado durante los cuatro años de la administración de Mauricio Macri, objetivo que varias veces se fijó la Casa Rosada desde su jura, el Boeing 757-200 que compró Carlos Menem en 1992 habrá demandado en cuatro años parado un total de al menos $ 2.723.136.

No es mucho, pero también hay que considerar que el precio del actual T-05 (su denominación oficial ya no es T-01) no es el mismo que en diciembre de 2015. ¿Por qué no se lo "desprogramó"? En el pedido de acceso, más allá de su autonomía de vuelo y costos operativos, reiteraron que "atento a una estimación realizada en el año 2016, la tareas necesarias para la reprogramacion de la aeronave rondaban la inversión de entre u$s 21.400.000 y u$s 26.600.000.

Menem lo compró por 67,5 millones (pesos/dólares). Con fecha de mayo de 2017, a pedido de la oficina de De Andreis, el Tribunal de Tasaciones de la Nación calculó que "para modelos del año 1992, el valor promedio de media vida para estar aeronaves es de u$s 6.200.000".

Una de las últimas fotos del Tango 01, de fin del año pasado

Aunque su configuración presidencial (que influye el recordado sillón de peluquería menemista) y una modernización en su instrumental aumentaron la tasación, los u$s 3 millones del valor de un inspección (mayor tipo 6C), terminaron fijando "el valor de base de subasta" en u$s 2.387.000. Ese piso, que luego de un posterior accidente durante una filmación de una película sería más bajo incluso, es el 3,5% de lo que pagó el riojano en su momento.

Por el escaso valor y la posible falta de compradores (una aerolínea, por ejemplo, debería instalarle el set de butacas de pasajeros), la Sigen le recomendó al entonces presidente Fernando De la Rúa que no lo vendiera, luego de tasarlo en 49 millones (aún existía el uno a uno), siendo una de las banderas antimenemistas de la campaña de la Alianza.

El jefe de Gabinete Marcos Peña, en un informe al Congreso del año pasado, sostuvo que "actualmente se encuentra preservado, de acuerdo a lo que dispone la firma Boeing, a fin de iniciar el proceso para su venta en subasta pública".

Primero, según trascendió, se iba a hacer a través del Banco Ciudad. Pero hace tres meses, según pudo averiguar este diario, el Gobierno decidió hacerlo en formato online. Sin embargo, desde la Agencia de Bienes del Estado negaron que el Tango 01 hoy esté en su listado de próximas ventas. Algo de experiencia en la materia tendrán, ya que están por subastar los dos aviones que se le incautaron a Lázaro Báez.

Noticias del día