SU AUSENCIA FUE AUTORIZADA POR EL TRIBUNAL

Retoman el juicio oral contra CFK, que pegará el faltazo a la audiencia

La ex presidente debe demostrar sus obligaciones como senadora que le impiden concurrir. Esta acusada de direccionar la obra pública en favor de Lázaro Báez

Cristina Fernández de Kirchner no se presentará hoy a la segunda audiencia del primer juicio oral en su contra por la denominada causa "Vialidad", que se lleva adelante en los tribunales de Comodoro Py. De todas formas, la ex mandataria y ahora precandidata a vicepresidenta deberá acreditar los motivos por los que la audiencia se superpone a su labor parlamentaria como senadora nacional.

Luego de que el jueves pasado su abogado Carlos Beraldi le solicitara a las autoridades del Tribunal Oral Federal 2 no estar presente hoy, a las 9.30, el viernes los magistrados autorizaron a Cristina a no concurrir a las audiencias del debate oral y público en las que se lleve adelante la "lectura de los requerimientos de las partes acusadoras y el auto de elevación a juicio".

De todas maneras, el tribunal hizo lugar al pedido "siempre y cuando" la senadora "acredite debidamente la superposición de las funciones de la labor parlamentaria con la celebración de cada una de las audiencias de debate".

Además, el tribunal determinó que Beraldi deberá "acreditar debidamente el extremo referido, el deber de informar de todo cuanto suceda a su asistida en cada una de esas jornadas, para lo cual se le habrá de entregar al finalizar cada una de ellas una copia digital de lo acontecido y deberá acreditarlo".

Pese a que la presencia de los imputados durante la lectura de la acusación es obligatoria, así como también cuando se dan las indagatorias, los alegatos y el veredicto, en la práctica esto queda a disposición del tribunal que lleva adelante el juicio. De esta manera, la ex jefa de Estado se ausentará unas tres audiencias -que es el tiempo que se estima que durará la lectura del expediente- del juicio oral y público por la causa "Vialidad". En la causa, la ex presidenta está imputada como presunta jefa de una asociación ilícita que supuestamente direccionó contratos de obra pública entre 2004 y 2015, en Río Gallegos, por $ 46.000 millones a favor del empresario K Lázaro Báez, también imputado en el expediente.

El martes pasado se llevó adelante la primera audiencia del juicio, en medio de un fuerte operativo policial, en los tribunales de Retiro. En esa oportunidad, CFK se mostró poco interesada por el debate, miró constantemente la pantalla de su celular y charló con su abogado, desde una estratégica última fila. Y evitó cualquier contacto con sus ex colaboradores imputados, como Julio de Vido y José López.

Entre los argumentos de su abogado para evitar que asista a Comodoro Py, Beraldi había incluido su voluntad de evitar el despliegue de seguridad que debe hacerse en los tribunales y sus alrededores.

Este es el primer juicio oral contra Cristina que, no obstante, está procesada en diversos expedientes, cercana a juicios también, ya que se culminó con el proceso de instrucción. Por ser senadora, no puede quedar detenida más allá de tener diferentes pedidos en su contra.

Tags relacionados