Reforma impositiva: recomiendan bajar el IVA y las cargas laborales

El Gobierno está dando los primeros pasos de una nueva reforma tributaria, mientras analistas creen que la crisis económica por la emergencia sanitaria es un buen momento para abodarla. Pero hay que avanzar en amplios acuerdos para evitar nuevos parches a poco de andar

Aunque todavía no hay detalles sobre cómo será la reforma del sistema tributario argentino, el Gobierno puede anotarse un punto. En apenas unos días logró instalar el tema en la agenda, buscando así conseguir masa crítica para un amplio cambio del sistema impositivo.

Por ahora, está delineando los primeros trazos, en línea con el proyecto de Presupuesto 2021. Será una manera de superar el intento fallido en que terminó la reforma de diciembre de 2017, la última modificación importante al esquema impositivo local.

La clave para el Gobierno es encontrar el timing entre la búsqueda de consensos para una reforma consistente de mediano y largo plazo, y algunas medidas urgentes, de alto impacto, para aliviar la presión tributaria a pequeñas y medianas empresas muy golpeadas por la emergencia y también a las familias.

Fuerte baja del IVA al 15%, reducción de impuestos al trabajo y desgravar de Ganancias la reinversión de utilidades, son algunos ingredientes el menú.

Esto sin olvidar la complejidad que supone la modificación del régimen de Coparticipación Federal de impuestos o qué hacer con gravámenes distorsivos como Ingresos Brutos (cobrado por las provincias) o el impuesto al cheque.

Los analistas coinciden en que la profundización de la crisis económica por las medidas de aislamiento social, generan condiciones favorables para una reforma, que en otro momento, tal vez sería más trabajosa.

La fuerte caída de la recaudación que se observa en el marco de la cuarentena, de alguna manera, diluye también los temores al costo fiscal que podrían tener algunos cambios en el esquema.

No obstante, en paralelo va sumando adeptos la idea de trabajar en la búsqueda de un amplio consenso, por ejemplo en el Consejo Económico Social, para sentar las bases de un sistema a mediano plazo, que sea “más simple, transparente y previsible .

De este modo, se generarán los incentivos para movilizar inversiones y, de paso, reducir la gran informalidad que domina a amplios sectores de la economía nacional.

“Éste es el momento ideal para hacer reformas, por ejemplo en aportes patronales o impuestos al trabajo, porque nunca se hizo por miedo a perder recaudación. En este momento en que ya el costo  fiscal es tan alto por el impacto de la pandemia en la economía, no tenés costo de hacerlo , explicó Victoria Giarrizzo, directora de Cerx.

En su opinión, una reforma impositiva depende de las prioridades que establezca el Gobierno, sin embargo, menciona algunos aspectos que no deben faltar, como desgravar de impuesto a las Ganancias las utilidades reinvertidas por las empresas, al estilo de lo que habilitaba la ley Pyme, y además, la baja de impuestos al trabajo, que afecta a empresas que quedarán muy comprometidas.

Otro punto clave es bajar la alícuota de IVA al 15 o 16%. “Hay que bajarlo porque es altísimo y además, porque en este contexto en el que los ingresos se cayeron y va a pasar bastante tiempo hasta que la economía se recupere, hay que hacer un golpe fuerte para evitar la aceleración inflacionaria , indicó Giarrizzo. Con esto dijo se apunta a “mejorar el poder adquisitivo de la gente, a frenar la suba de precios y también el salto a la informalidad que se ve hoy .

Son medidas, si se quiere de coyuntura, pero que buscan dar respuestas a un reclamo recurrente del sector empresarial. Sin embargo, hay otra mirada que ve una reforma impositiva como resultado de un consenso más amplio y con objetivos de mediano y largo plazo.

Para Nadin Argañaraz, director del Instituto Argentino de Análisis Fiscal (Iaraf), hay que “ir a un sistema simple, transparente y previsible , pero lo primero es “identificar las distorsiones y eliminarlas . El especialista menciona que sobre un universo de 167 tributos a nivel nacional, provincial y municipal en todo el país, “hay 100 regímenes de recaudación anticipada de esos tributos .

“¿Cuántos saben que el 45% de lo que pagan por un producto, es impuesto , se pregunta el economista y enfatiza que esto “es un incentivo a la informalidad . Y aclara que el sistema de recaudación “está agobiado y no reacciona a la suba de impuestos .

Consultado sobre cómo encarar el proceso de reforma, Argañaraz sostuvo que “el Consejo Económico y Social es el ámbito ideal para estas cuestiones , pero siempre respondiendo a “qué contrato social está dispuesta a llevar adelante la sociedad argentina y buscando “no cambiarlo a los cuatro años con otro gobierno .

En la misma línea, Ricardo Delgado, director de Analytica, consideró que una reforma tributaria “tiene que definir qué tipo de Estado y en términos de tamaño,  de prestaciones que queremos y cuánto cuesta eso, pero además, qué tipo de estímulos se le quiere dar al sector privado para que invierta o en el caso de las familias para que consuma .

Coincide en que modificar la coparticipación federal “es complicadísimo , no es sencillo cambiar Ingresos Brutos y que el ámbito natural para una reforma tributaria es “un Consejo Económico y Social, que piense el largo plazo para que los cambios de impuestos no terminen siendo parches .

En cuanto a los incentivos, por ejemplo, Delgado propone algún tipo de exención para actividades nuevas, como la construcción de viviendas, o la asistencia a las pymes para “la nueva normalidad o los nuevos modos de producir después de la cuarentena. En este sentido, refuerza la idea de “la pandemia genera una oportunidad . 

Tags relacionados