LA OPOSICIÓN AVANZA EN SU ESTRATEGIA PARA PODER SANCIONARLO POR MAYOR A SIMPLE

Pelea por tarifas: Cambiemos apuesta al bloqueo en la comisión de Presupuesto

El aval de ese cuerpo es el único que falta para que el proyecto pueda ser votado en el recinto. La oposición pretende retrotraer los aumentos en los servicios públicos a noviembre

El arco opositor, que se mantiene unido para intentar sancionar una ley que retrotraiga los aumentos de tarifas, llevará este miércoles a la comisión de Presupuesto de la Cámara de Diputados su proyecto consensuado. Se enfrentará allí con la estrategia perenne de Cambiemos frente al tema: el bloqueo. El oficialismo apuesta a que el presidente de la comisión, el macrista Luciano Laspina, consiga demorar el dictamen. Ese aval es el único que falta para que el proyecto pueda ser votado en el recinto por mayoría simple.

La reunión está convocada para las 14, aunque las estrategias de ambos sectores están claras desde que el tema se instaló en el Congreso. La oposición presiona y Cambiemos demora, mientras busca tiempo para intentar soluciones que descompriman el escenario. Ninguna de las que ensayó hasta ahora (pago del aumento en cuotas con interés o baja de impuestos en las facturas) lo consiguió.

Esta vez, la estrategia para bloquear el dictamen al menos por un tiempo más pasará por el pedido, que adelantó Laspina, a la Oficina de Presupuesto de la Cámara baja. Cambiemos quiere que esa dependencia, recientemente creada, asesore a la comisión y le informe cuánto le costaría al Estado poner en práctica el proyecto que impulsan el bloque Justicialista, el massismo y el kirchnerismo, entre otros sectores opositores.

Ese texto propone retrotraer los aumentos en los servicios públicos a noviembre del año pasado y fijar un límite para eventuales aumentos: no podrán superar la variación salarial acumulada del trimestre previo. Dice, además, que esa nueva tarifa deberá tener una estabilidad mínima de 12 meses.

Los bloques opositores buscarán imponer su número. Unidos, son mayoría tanto en las comisiones como en el recinto. Aunque algunos de ellos no creen que eso sea suficiente para avanzar si Laspina no pasa el proyecto a la firma y decide demorar el dictamen hasta tener la respuesta de la Oficina de Presupuesto.

Mientras tanto, los senadores del bloque Justicialista, comandados por Miguel Pichetto, tienen un proyecto en espejo, para asegurarse que si el tema no avanza por Diputados lo hará por el Senado. Propone el peronismo dejar establecidas pautas objetivas y complementarias para las tarifas de peajes, servicios y transportes públicos.

Para las Pymes, cooperativas y empresas recuperadas valdrá el mismo mecanismo, pero aplicado contra el IPC acumulado de trimestre. Y, dice el proyecto, si al retrotraer las tarifas a noviembre y comparar los aumentos con estos parámetros, los usuarios hubieran pagado de más, las empresas de servicios públicos y de transporte deberán acreditar esos montos a cuenta del usuario.

Además, crea un Régimen Nacional y Universal de Beneficiarios de la Tarifa Social de Servicio Público, con valores diferenciales para jubilados, pensionados, trabajadores que ganen en bruto menos que tres salarios mínimos, monotributistas de las categorías más bajas, trabajadores domésticos, beneficiarios de programas sociales y pacientes electrodependendientes, entre otros.

Quienes accedan a esa tarifa social quedarán exceptuados del IVA sobre los servicios públicos, mientras que para los usuarios residenciales ese impuesto bajará en un 50%.

Tags relacionados