Para no ser pobre, una familia porteña necesitó $ 20.216 en julio

Es un 30,7% más que en el mismo mes de 2017. Para no caer debajo de la línea de indigencia, la familia tipo precisó $ 9896

Una familia tipo necesitó en julio ingresos por $ 20.216 para cubrir sus necesidades y no caer debajo de la línea de la pobreza en la Ciudad de Buenos Aires. En monto es un 2,5% mayor que en junio, cuando se requerían $ 19.732, y un 30,7% superior al de julio del año pasado, cuando los recursos familiares requeridos llegaban a $ 15.462.

Los números corresponden a la Dirección de Estadísticas y Censos porteña, sobre la base de una familia compuesta por una mujer y un varón de 35 años, ambos económicamente activos y propietarios de la vivienda, con dos hijos varones de 9 y 6 años. Lo relevante es que, de acuerdo con esta calificación, si se sumara un alquiler los ingresos necesarios para no ser considerado pobre serían aún mayores a los $ 20.216 por mes.

A su vez, para no ser considerado indigente los recursos que precisó una familia similar fueron de $ 9896, un 3,6% más que en junio y un 31,5% por arriba de julio del año pasado.

Ambas mediciones son similares, en la comparación de los últimos 12 meses, con el Indice de Precios al Consumidor (IPC) elaborado por el Indec. De acuerdo al instituto de estadística oficial, en ese período la inflación trepó al 31,2%.

Lejos de la pobreza cero

Desde la campaña política en camino a la Presidencia, Mauricio Macri señaló que su intención era llevar la pobreza a cero.

Los últimos datos oficiales, del Indec, marcan que en el último semestre del año pasado llegó al 25,7% de las personas en toda la Argentina de las cuales un 4,8% no llegan a cubrir sus necesidades básicas alimentarias, por lo que caen dentro de la indigencia.

El instituto de estadísticas porteño estratificó que en situación de indigencia son los hogares cuyo ingreso total mensual no alcanza para cubrir la Canasta Básica Alimentaria, que para la familia tipo implican ingresos de al menos $ 9896.

A su vez, en situación de pobreza no indigente entran los hogares cuyo ingreso total mensual no alcanza para cubrir la Canasta Básica Total pero permite al menos adquirir la CBA: significa ingresos de hasta $ 20.216 por mes para la misma familia.

Luego están los "no pobres vulnerables", que son los hogares cuyo ingreso total mensual es de al menos $ 20.216 pero no alcanza la Canasta Total (CT) del Sistema de Canastas de Consumo, que en julio llegó a $ 25.705.

Dentro del sector medio frágil están los hogares cuyo ingreso total mensual está entre los $ 25.705 y $ 32.132.

Le sigue la "clase media" donde es el mayor "gap" de ingresos, con recursos mensuales de hasta $ 102.822. De esta manera, la familia que cobra $ 33.000 por mes como la que recibe $ 100.000 caen dentro de este sector.

Por último, dentro del sector acomodado están los hogares cuyo ingreso mensual es de 4 veces o más la CT del Sistema de Canastas de Consumo, es decir, mayor a $ 102.822.

Tags relacionados