El "efecto default" sería acotado para la Argentina, aseguran analistas

Para los analistas, la crisis del coronavirus diluirá los efectos de un default para la Argentina

Creen que la grave situación económica que atraviesa el país se deriva hoy más de la pandemia que de un probable cese de pagos. Alertan por riesgo en la inflación de la emisión monetaria.

El fantasma de caer en default, una vez más, está cada vez más cerca para la Argentina. Así se da luego de la presentación de la oferta de canje de deuda, la negativa de los bonistas de aceptar la propuesta y la fecha límite del 22 de mayo que surge para que se concrete el pago de un vencimiento de intereses.

Si bien la historia reciente, con la crisis de 2001-2002 como recuerdo cercano, lleva a un momento en el que la economía argentina atravesó uno de los momentos más duros, los analistas creen que si bien un default ahora modificaría el escenario, esto se daría sólo si perdura en el tiempo.

En cambio, si es acotado a un breve período, los efectos casi no se notarán. La cuestión que subyace a esta idea es que la Argentina ya está sin acceso al crédito y, que en medio de la cuarentena  para intentar evitar la propagación del coronavirus , la crisis en la economía real viene dada más por este factor. 

"La Argentina ya está en una situación de virtual default", definieron tanto el presidente Alberto Fernández  como Martín Guzmán . "Lo que estamos tratando de hacer es de resolverlo lo más rápido posible, de una manera que sea la más beneficiosa, idealmente para todas las partes", agregó el ministro en una entrevista el domingo pasado.

Melisa Sala, economista principal de la consultora LCG, sostuvo que "los costos del default en buena parte ya se están pagando ahora". En ese sentido, mencionó que hoy la Argentina no tiene acceso al mercado ya que las tasas son prohibitivas. "El default por sí mismo no generaría mayores costos en estos momentos", razonó.

No obstante, señaló que cuando la economía empiece a traccionar nuevamente "el cierre de los mercados arrastrará también a las empresas y limitará la recuperación de la inversión, además de afectar la llegada de la inversión extranjera directa". 

Otro aspecto que mencionó es que sin el acceso al crédito para financiar el déficit fiscal lleva a dos cuestiones: más impuestos, que ve imposible en este momento más allá de los excepcionales por única vez que vayan a crearse; o emisión, "con el reflejo que pueda tener en precios en la medida que se utilice de manera desmedida", dijo.

En una línea similar, para Santiago López Alfaro de Delphos Investment, "un default de corto plazo no cambia mucho". Coincidió en que hoy ya no hay crédito externo y agregó que el FMI  sigue apoyando y que no va a cortar ahora las líneas internacionales.

"De corto plazo, en la economía real, el impacto está dado por la cuarentena. No veo que un default de corto plazo impacte mucho", sostuvo. "Va a haber una economía que va a funcionar con un superávit gigantesco: las exportaciones argentinas son relativamente inelásticas y las importaciones se van a desplomar", describió. 

La Argentina ya está sin acceso al crédito y, que en medio de la cuarentena  para intentar evitar la propagación del coronavirus , la crisis en la economía real viene dada más por este factor. 

Calcula que, al menos, este año van a sobrar unos u$s 20.000 millones, entre el superávit comercial y el "ahorro" de la cuenta "viajes", por el gasto de los argentinos en el exterior, que este año será casi nulo por el coronavirus. "La economía local va a funcionar con emisión monetaria, en algún momento iremos a algo más inflacionario", añadió. 

"El Gobierno está siendo duro porque sabe que tiene el apoyo político de FMI y de muchos países, y que hoy puede darse el lujo de estar un tiempo así", según interpretó. Es por eso que le parecen que algunos pronósticos son alarmistas en este sentido.

Federico Furiase, de EcoGo, recaló en que en un escenario de default "habría menor margen para absorber la enorme masa de emisión monetaria que se viene para financiar el agujero fiscal, arriesgando presión en el dólar  y aceleración de la inflación . Además habría menor margen de recuperación una vez que termine el shock de oferta por la cuarentena". 

Tags relacionados
Noticias del día