Los salarios pierden terreno frente al valor de los inmuebles

El ingreso real promedio, en términos del valor del metro cuadrado de una vivienda, retrocedió respecto de 2016, según un relevamiento de la Universidad Argentina de la Empresa (UADE).

El salario real promedio, en términos del precio de un metro cuadrado (M2) de vivienda, registró sendas caídas interanuales, para el caso de una vivienda nueva o una usada, según un informe del Instituto de Economía de la Fundación de la Universidad Argentina de la Empresa (UADE).

De acuerdo al “Índice de Salario Real en Términos del Valor del M2 de Vivienda (ISRV), con el que la institución coteja la cantidad de metros cuadrados de vivienda que un mes de trabajo podría adquirir, con un salario promedio se pudo comprar el 39,4% de un M2 en la zona norte de la Ciudad de Buenos Aires, durante agosto de 2017, lo que supone un retroceso del 0,6% respecto del mismo mes de 2016.

Para el caso de las viviendas usadas, el ISRV relevó un descenso de 5,2% respecto de agosto de 2016. Es decir, con un salario real se pudo comprar el 45,2% de M2, mientras que un año antes se podía adquirir un 47,7%.

Por lo tanto, los precios de los departamentos subieron más de lo que subieron los salarios nominales en dólares, reduciendo así el poder de compra del salario en términos de vivienda.

El ISRV toma la remuneración promedio de los trabajadores registrados del sector privado, provista por Ministerio de Trabajo, y el precio promedio del M2 de departamentos ubicados en la zona norte de la Ciudad de Buenos Aires.

Dicho valor es calculado por el Instituto sobre la base de datos recopilados de páginas web que ofrecen departamentos a la venta. Dado que mayoritariamente la unidad de cuenta de los precios de los inmuebles en la ciudad es el dólar, los valores que forman el cociente fueron nominados en dicha moneda a valores corrientes. La fuente de información utilizada para conocer la evolución del valor del dólar fue el Banco Central de la República Argentina.

La evolución del ISRV desde enero de 2010

En el primer gráfico se ve la evolución desde enero de 2010 del ISRV para departamentos
nuevos y usados de la zona norte de Ciudad de Buenos Aires. En ambos casos se observan
los efectos producidos en el ISRV por importantes cambios en el valor del dólar a inicios de
2014 e inicios de 2016, producidos por el inicio y el final del denominado "cepo cambiario".
Asimismo, entre enero y agosto de 2017 se observa una corrección de la tendencia del ISRV a mediados de año, tanto por aumento del dólar como de los precios de los inmuebles. 

Porcentajes de M2 que pueden adquirirse con un salario promedio. 

En el segundo gráfico se ilustra el porcentaje de un M2 de vivienda que pudo adquirirse con el salario vigente en cada mes, también desde enero de 2010. Allí se observa tanto la evolución del poder de compra que experimentó el salario como la diferencia entre comprar nuevo y usado.

A modo de ejemplo, al comparar los niveles del ISRV de agosto de 2017 con los de 2016 se observó que el índice de salario nominal medido en dólares aumentó 9,0% (vale considerar que en agosto‘17 el tipo de cambio nominal aumentó 17,3%).

A su vez, el índice del valor del M2 promedio de los departamentos nuevos creció 9,6% en la misma moneda y el índice del M2 promedio de los departamentos usados lo hizo en 15,0%.

El informe completo

Tags relacionados
Noticias del día
Jornada negativa global

PASO 2021: a sólo días de las elecciones, el Merval cayó 2% con bajas de hasta 4,8% en acciones

PASO 2021: a sólo días de las elecciones, el Merval cayó 2% con bajas de hasta 4,8% en acciones
Pese a cerrar con un alto volumen de operaciones, la renta variable argentina cerró con descensos generalizados, tanto en el mercado local como en el exterior. Los bonos en dólares mostraron tropiezos de hasta 1,8%. Tampoco ayudaron los vecinos: Brasil tuvo un día muy negativo, con el Bovespa cediendo 3,78% y el ETF que sigue sus acciones perdiendo un 5,7 por ciento.