FUE CREADO EN 1982 Y PERMANEC A BAJO SECRETO

Lo que escondió el informe Rattenbach

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner firmó ayer la desclasificación del informe Rattenbach, para el acceso público al escrito que hasta ahora era considerado información secreta de Estado, pese a que existieron filtraciones extraoficiales. En concreto, se trata del reporte creado durante el gobierno de facto de Reynaldo Bignone en 1982 para evaluar el desempeño de las Fuerzas Armadas durante la Guerra de Malvinas.
El informe que tomó el nombre del teniente general Benjamín Rattenbach a cargo de la investigación incluye un pormenorizado estudio técnico con las órdenes que se dieron y con lo que hubiese correspondido hacer según establece el Reglamento Militar. El texto calificó como aventura militar a la guerra y recomendó penas graves para sus responsables, incluso la máxima para algunos de ellos, aunque luego no fue tenido en cuenta en el juicio militar. Debido a que la comisión que lo elaboró tenía derechos para pedir información a cualquier organismo público y a personas, logró evaluar el accionar de los responsables de la guerra, desde el Poder Ejecutivo hasta cada uno de los comandantes de las Fuerzas Armadas
A pesar de que se difundieron versiones en la prensa en 1983 e incluso hubo varios proyectos legislativos para que se procediera a la apertura del escrito, lo cierto es que nunca fue publicado oficialmente por ningún gobierno nacional.
Justamente ayer, luego de la conferencia de Cristina, varios usuarios de la red social twitter destacaban que ya se conocía el contenido del documento y como prueba comenzaron a intercambiar los sitios en internet para bajarlo.
Según indicó hace algunos años el hijo del fallecido teniente general a cargo de la investigación, Augusto Benjamín Rattenbach, el informe fue en algún momento adulterado para proteger a los jefes militares, eliminándose referencias a los cargos en lo penal militar de los altos jefes y a la rendición sin combatir en Georgias. Precisamente ahora será el propio hijo de Rattenbach quién integrará la flamante Comisión para evaluar el informe de su padre en un plazo de 30 días, tal como confirmó ayer la Presidenta. El pedido de desclasificación había sido adelantado por la mandataria el pasado 24 de enero, cuando retomó sus funciones luego de su licencia médica.