Las estaciones de servicio van contra Kicillof por un proyecto que centraliza compras de combustibles

Los dueños de las estaciones rechazaron la media sanción en Buenos Aires de una ley que obliga a que los vehículos oficiales se abastezcan de combustibles y lubricantes únicamente en YPF.

Los dueños de estaciones de servicio nucleados en la Federación de Empresarios de Combustibles de la República Argentina (FECRA) expresaron su rechazo a la media sanción en la Cámara de Diputados de Buenos Aires al proyecto del diputado del Frente de Todos, Facundo Tignanelli, que obliga a las empresas públicas y organismos descentralizados y autárquicos bonaerenses a comprar combustibles y lubricantes solamente a YPF para sus flotas de automotores, embarcaciones y aeronaves oficiales.

"Nos sorprende que cuando nos reunimos en octubre, el gobernador, Axel Kicillof, nos dejó muy en claro que este proyecto de ley no contaba con su respaldo y, de hecho, nos pidió que canalicemos las propuestas alternativas que el mercado tiene para ahorrar en la compra de combustibles a través de su subsecretario de Energía, Gastón Ghioni", marcaron.

Entonces, los estacioneros presentaron tres propuestas que ya se llevan a cabo en otras provincias y municipios del país, como Axion Card, Shell Flota, Ticket Car – Edenred, "con ahorros concretos de hasta 40% en el gasto oficial en combustibles".

"Nos fuimos de esas reuniones con la promesa de que cada organismo público contrataría la opción más conveniente, respetando la libre competencia en un mercado que ya funciona y sin necesidad de un proyecto de ley voluntarista", dijeron en FECRA.

"Esperamos que el gobernador honre su palabra y que el Senado bonaerense entienda el serio daño que este proyecto causa a todo el sector de estaciones de servicio", advirtieron.

De acuerdo a los datos de FECRA, de las 1700 estaciones que hay en Buenos Aires, unas 1230 tienen marca Shell, Axion, Puma Energy, DAPSA, Gulf y blancas (464 en total), todas pymes, ya que las empresas petroleras son dueñas sólo el 10% de las estaciones y el resto está en manos de terceros operadores/franquiciados "que todos los meses pagan los sueldos de sus empleados y contribuyen con sus impuestos".

 

Tags relacionados

Compartí tus comentarios